Relación entre México y EEUU será de “vecinos distantes”: Meyer


México. (Notimex).- Si bien México y Estados Unidos seguirán manteniendo contacto comercial en industrias estratégicas, la hostilidad del actual gobierno norteamericano hacia México, propiciaría que la relación económica entre ambos países deje de ser de cooperación, para trasladarse a un panorama de tensión, señaló Lorenzo Meyer.

En entrevista con Notimex, el profesor emérito de El Colegio de México (Colmex), destacó que antes de la llegada de Donald Trump a la presidencia de EEUU, este país consideraba como su deber, propiciar el desarrollo económico y social de su vecino del sur.

No obstante, aseguró que esto ha cambiado, y que si bien ambas naciones continuarán con algunas relaciones comerciales, estás difícilmente tendrán un fin común de progreso mientras no cesen las hostilidades y se determinen las políticas económicas que seguirá el actual gobierno estadunidense.

“Estados Unidos consideraba que la estabilidad y el progreso de México eran parte de su interés nacional, de su política casi interna y que si bien había algunos problemas con México, le interesaba que estuviera tranquilo y próspero”, dijo.

“Con Trump, los norteamericanos se va a encerrar en un nacionalismo nuevo, siempre han sido nacionalistas pero antes era un nacionalismo abierto, globalizante, ahora ya no, ahora es un nacionalismo cerrado que va a obligar a México a redefinir completamente su política económica interna y externa”, dijo.

En este sentido, Meyer explicó que la estrecha relación binacional de cooperación económica que hoy se encuentra endeble, inició en 1994 con la puesta en marcha del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) entre Canadá, Estados Unidos y México.

Según datos de la Secretaría de Economía (SE) el valor del comercio entre EUA y México en importaciones pasó de 54 mil millones 834 mil dólares en 1994, a 179 mil millones 582 mil dólares en 2016; mientras que el valor de las exportaciones de México al país anglosajón fueron en los mismos años, de 42 mil millones 911 mil dólares a 302 mil millones 654 mil dólares.

Asimismo, de acuerdo con información de la SE, Estados Unidos se ha perfilado como el principal socio comercial de México, al concentrar el 64 por ciento del comercio total y el 80 por ciento de sus exportaciones.

Seguido por Canadá que el año pasado significópara México una derrama económica de 10 mil millones 427 mil dólares en exportaciones y un costo en importaciones de 9 mil millones 631 mil dólares.

Mientras que las relaciones de importación con Alemania resultaron en el 2016 con un valor de 13 mil millones 878 mil dólares, con exportaciones de 3 mil millones 951 mil dólares.

A su vez que México es el tercer socio comercial de Estados Unidos con el 14 por ciento del comercio total, solo después de China con el 16 por ciento y Canadá con el 15.4 por ciento.

Sin embargo, esto no parece tener trascendencia para el actual gobierno estadunidense, ya que “Trump de forma clarísima, ha dicho que Canadá si es parte de América del Norte y que México no. Con Trump lo que pasa es que EEUU va a redefinir unilateralmente su política hacía México.

“Porque ha de decir ‘ya no hay guerra fría, ya no hay comunismo, los mexicanos son un montón, el TLCAN lo único que ha hecho es que tengamos un déficit comercial de 60 mil millones de dólares, entonces no quiero a los mexicanos y su Tratado, por lo que voy a obligarlo a renegociarlo”, detalló el profesor del Colmex.

Sin embargo, Meyer destacó que si bien la relación comercial entre México y Estados Unidos se prevé tensa y distante, habrá algunos rubros como el sector automotriz que generarán que siga habiendo cierto intercambio.

“Seguiremos teniendo relación porque las plantas de autos ya están aquí, y ni modo que se vayan y cierren de un día para otro, pero ya no hay el proyecto de futuro común.

“Vamos a aprovechar el título del escritor inglés Alan Riding que fue corresponsal del New York Times en México y que saco un libro sobre este país y que tituló “Vecinos distantes”, pues vamos a ser eso, seguiremos siendo vecinos, teniendo un montón de intercambios pero en ese entorno de malaleche y tensión”, puntualizó.