Competidores mexicanos se concentran en Yucatán rumbo a Centroamericanos

Los competidores mexicanos han comenzado su etapa de aclimatación en Yucatán, a dos meses de enfrentar los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Barraquilla 2018, y lo hacen en condiciones similares a las que se encontrarán en Colombia.

Por eso, atletas como el fondista Juan Luis Barrios, la clavadista Viviana del Ángel Peniche y el judoca Eduardo Araujo externaron la importancia de trabajar aspectos de clima en Yucatán, una entidad con calor intenso como el que se presentará en Barranquilla.

Barrios Nieves, quien es uno de los serios aspirantes a subir al podio en la primera escala en el camino a Tokio 2020, comentó que este tipo de concentraciones es bueno para todos los seleccionados, ya que cuando se trabaja en situaciones similares a las del evento se tiene una ventaja.

“Las ventajas son muchas, una adaptación a un clima hostil, húmedo y caluroso; una mejor recuperación de cada carga de trabajo, en combinación con la comodidad de la organización”, destacó el fondista.

Añadió que el apoyo del equipo multidisciplinario es de vital relevancia para el atleta, ya que cuando se presentan climas con mucho calor se debe contar con una preparación adecuada.

Mientras que el judoca Eduardo Araujo sostuvo que Yucatán cuenta con un clima ideal para los entrenamientos, ya que la altura, humedad y temperatura son factores importantes en el momento de las competencias.

Mencionó que en su deporte en ocasiones la humedad juega un papel importante y si no se trabaja ese aspecto, en la competencia puede ser negativo para un buen desempeño, “pero no tengo problema porque vengo de un lugar con humedad, como lo es Tampico”.

De la misma manera, destacó que el aspecto psicológico es importante para una buena preparación, ya que en ocasiones, cuando se está en plena prueba y cuando las condiciones climáticas son adversas, el resultado no es el adecuado.

En su oportunidad, la clavadista Viviana del Ángel Peniche apuntó que los campamentos de este tipo ayudan al desempeño, pero de la misma manera a enfrentar situaciones como la altura, clima y, desde luego, el aspecto psicológico.

Abundó que en el caso de los clavados es importante saber cómo será el lugar, si las pruebas son en exteriores o interiores y dependiendo de eso se trabaja para un buen resultado.

Add Event

You May Like