Fiesta de jonrones en el Cashman Field; 13-6 en favor de los 51’s ante Salt Lake City Bees

Cuando el primer bateador del juego, José Fernández, conectó un batazo profundo al pitcher abridor de los Reyes de Plata, Cody Martin, tal vez fue una señal inequívoca de lo que vendría más tarde, en el primer juego de la serie ante Salt Lake City Bees, el martes 21 de agosto por la noche.

El equipo local de béisbol, los 51’s, se transformó en Reyes de Plata.

No es el cambio oficial de nombre, ni tampoco un adelanto de su nuevo estadio en Summerlin, es una maniobra que han venido haciendo para agradecer el apoyo de la comunidad latina en todos los partidos que juegan en casa.

La campaña se llama “MiLB Es divertido ser un fan”. Y para la temporada 2018 en el Cashman Field, el juego restante se llevará a cabo el 28 de agosto.

Pero volviendo al juego del martes 21, en las dos primeras entradas se combinaron los bateadores de los equipos para totalizar 14 carreras, casi todas ellas producto de cinco jonrones. El resultado final quedó 13-6 en favor de los Reyes de Plata.

Sin embargo, el lanzador inicial Cody Martin tuvo que ser reemplazado desde la primera entrada. El entrenador Tony DeFrancesco decidió cambiarlo ya que Martin se estuvo quejando de dolores en el hombro derecho, producto de una lesión que lo mantendrá alejado del montículo por lo menos dos semanas.

En su lugar entró Corey Taylor, a quien le anotaron dos carreras en la segunda entrada.

Cabe destacar que la transformación de los Reyes de Plata no tuvo el aforo deseado de aficionados hispanos en el Cashman Field. “Es necesario que la comunidad se haga presente y apoye de manera decidida al equipo que milita en la Triple A, filial de los New York Mets”, comentó José Daniel Pérez, quien llevó a su familia al juego de pelota.

Los partidos son entretenidos, la estrategia en la caja de bateo es decisiva para que el pitcher realice su labor con holgura. Hay talento en los Reyes de Plata, por ejemplo, Bryce Brentz y Patrick Kivlehan batearon jonrones en la primera entrada, para las primeras tres carreras del equipo. Eso ocasionó que el pitcher de Salt Lake Bees, Osmer Morales fuera relevado.

A pesar de la victoria, los 51’s están a punto de ser oficialmente eliminados de la contienda por un sitio en los playoffs, en la serie ante El Paso ya había sellado su destino.

Los “Reyes de Plata” tienen un record de 61 juegos ganados, 65 perdidos, rompieron una racha de cuatro partidos perdidos de manera consecutiva, son superados por El Paso Chihuahuas y Salt Lake City Bees, pero se ubican arriba de Albuquerque Isotopes. Militan en la Liga del Pacífico Sur.

LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like