85°F
weather icon Partly Cloudy

Las Vegas Lights FC jugó con intensidad, pero cayó ante Phoenix Raising FC por la mínima diferencia

Un divertido concurso de tamales, que permitió a cinco aficionados participar para ganar una playera del equipo, marcó el intermedio de un partido vibrante, celebrado el miércoles 11 de septiembre de 2019 en el Cashman Field. El ganador (Jeff Radcliff), con una cifra extra oficial de 5 piezas de tamales “de verde” manifestó que “la verdad, es divertido venir aquí y poder ser parte de la historia de Las Vegas Lights FC, siempre hacen promociones extraordinarias, la manera de hacer al público parte de la franquicia es con ingeniosas actividades. Por ejemplo, el sábado 14 ante Fresno FC los aficionados podrán comer todos los tamales que puedan y beber toda la cerveza a su antojo, por la módica suma de 20 dólares”.

Los fuegos pirotécnicos iluminaron el cielo nevadense, la celebración de las Fiestas Patrias 2019 empezó con gran intensidad en el Cashman Field, cuando los protagonistas del espectáculo, Las Vegas Lights FC y Phoenix Raising FC saltaron al terreno de juego. Los primeros tratando de sumar para colocarse en zona de clasificación, los segundos con la firme vocación de mantener su racha de 18 juegos invictos. Una hazaña en la USL Championship.

El entrenador de Las Vegas Lights FC, Eric Wynalda, no pudo descifrar el acertijo que su contraparte Rick Schantz le planteó desde el momento en que el árbitro central David Barrie hizo el pitazo inicial. Los números de ambos equipos fueron referencia del partido; los locales con 8 partidos ganados, 11 perdidos y 8 empatados totalizan 32 puntos, mientras que Phoenix Rising FC cuenta con 20 partidos ganados, 2 perdidos y 5 empatados, para sumar 65 puntos. Con los tres obtenidos el miércoles 11 llegaron a 68, un record en la USL.

En el minuto 32 de acciones, el mediocampista local Panzani Sousa (25), realizó un disparo de media distancia, “de tres dedos”, que fue atajado sin problemas por el portero Carl Woszczynski (1). Parecía que Las Vegas Lights FC empezaban a “metrallar” la portería contraria; los ataques a velocidad de Tabort Etaka Preston (19), aunado al talento de Irvin Raúl Parra (11) y la incorporación de Gabe Robinson (4) hicieron que los aficionados albergaran una esperanza de triunfo. Pero no fue así.

En el minuto 42 de tiempo corrido, sin descanso para rehidratarse, dado que ya no hace tanto calor, Edwin Rivas (8) cobró un tiro libre y su disparo se fue apenas encimita del travesaño.

Con un empate parcial a cero, se fueron al descanso. Los aficionados entretanto participaron de un feroz duelo al comer tamales. “No como mucho picante, me dieron a probar uno de verde y estaba bien enchiloso, en Torreón la comida es deliciosa, pero esta noche los tamales están muy calientes”, manifestó Harry Ruiz, director de Comunicaciones de Las Vegas Lights FC.

Para el segundo tiempo, Phoenix Raising FC hizo un cambio, salió Joey Farrell (15) y entró Junior Flemmings (7), con la intención de definir el resultado a su favor. Los 5,101 aficionados alentaron a su escuadra con porras y cánticos, pero en la media cancha se libró un interesante duelo de estrategias. Fueron minutos de incertidumbre, de tensión y gran emoción.

En el minuto 8 del segundo tiempo, el portero local Thomas Olsen (1) realizó una atajada impresionante, permitiendo seguir sonando a sus compañeros con un triunfo y la clasificación a la postemporada. Luego, cuando corría el minuto 20, el delantero Tabort Etaka Preston (19) tuvo la mejor oportunidad del partido, al rematar solo frente al portero enemigo, su cabezazo salió directamente a las manos de Carl Woszczynski (1), quien le agradeció el “regalito”.

El que falla paga, dice un popular refrán, y para los locales se hizo realidad, ya que un minuto más tarde, el goleador –y capitán- de Phoenix Raising FC, Adam Jahn (9) se desmarcó fuera del área grande y realizó un disparo de antología, en el que Thomas Olsen (1) no tuvo nada que hacer. Un gol fue la diferencia, la mínima que le permitió a Phoenix alargar su racha a 19 partidos sin conocer la derrota. Es un serio aspirante a coronarse en la USL.

En un desesperado intento por empatar el juego, Eric Wynalda sacó a Edwin Rivas (8) para sumar al ataque a Víctor Rojas (18), en estas instancias da lo mismo perder por uno que por tres. La frustración de los jugadores locales ocasiona que Christian Torres (23) y Thomas Olsen (1) se hacen de palabras y reclamos mutuos sobre una pelota dividida que ninguno de los dos acertó a controlar.

Phoenix Raising FC manejó el segundo tiempo, controló las acciones y la experiencia de su escuadra permitió defender el único gol del partido y se fueron a casa con tres puntos.

Cuatro minutos de alargue permitió el árbitro David Barrie. Es la primera vez que los locales pierden de manera consecutiva en el Cashman Field.

Contacte a Frank Alejandre en: falejandre@eltiempolv.com, o siga la cuenta de Twitter de El Tiempo: @eltiempolv.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.