Marcello Tapia, amante del maratón

Nació hace 48 años en Uruapán (Michoacán) Mx. y desde muy temprano descubrió que correr era la pasión de su vida.

Para lograr entender el -por qué- de un deporte tan sacrificado y los esfuerzos que se deben hacer para ser parte de ese grupo de ELITE que llegan a la línea final, después de haber corrido más de 25 millas en tiempo record.

“Comencé por allá en 1988 en California donde fui a los Trail de Olimpiadas, solo por el placer de competir, sabiendo que debía mejorar mis tiempo”, dice Marcello y agrega, “en 1996 me vine a Las Vegas en busca de mejores oportunidades de trabajo e inmediatamente busque juntarme con gente que corriera maratón. Desde mis comienzos he corrido en las diferentes ediciones de Run for a Cure, Run for a Wish, Run for the Kids, Water Conservation (Cirque de Soleil) y alguna otra que aparecen en el calendario anual”, dice Tapia, quien no para de hablar de su pasión por este deporte. Pero todo el esfuerzo y toda voluntad del mundo no serían suficiente si no estuviera acompañado por una dieta alimenticia balanceada y complementada por 2 o 3 horas de gimnasio diarias.

Cuando le preguntamos por sus trofeos y los tiempos records que había conseguido en el pasado nos dijo “A lo largo de mi vida he conseguido mucho trofeos y medallas que son reconocimientos a todos estos años de participación en esta causa noble que es correr un marathon” “Mi mejor tiempo fue en 1985 en La Marathon de Los Angeles de 42 kilometros, con 2 horas y 28 minutos, ahí compitieron más de 17 mil corredores y terminé en la posición 109”.. aclara orgulloso mientras recorre con la mirada sus logros, colgados cuidadosamente de la pared de su casa.

Pero tal vez lo más importante es saber que estos corredores, de lejos de conseguir algún beneficio económico o ser ayudados por patrocinadores, ellos deben pagar su propia inscripción, sabiendo que ese dinero será utilizado con fines benéficos, dentro de nuestra comunidad, lo que hace mas grande el esfuerzo de estos héroes anónimos que ayudan en silencio, sin esperar nada a cambio.

Para terminar, Marcello nos confesó ha sufrido de muchas lesiones a lo largo de su carrera y que en la actualidad tiene una lesión en el Tendón de Aquiles que lo mantendrá alejado de la actividad por algunas semanas pero lejos de abandonar, esto le ayudará a tomar más fuerza para las próximas competencias.

Eventos

You May Like