70°F
weather icon Partly Cloudy

Portero de los Blue Jackets murió por traumatismo torácico, según autopsia

Un médico forense de Michigan reveló que la autopsia determinó que el portero de los Columbus Blue Jackets, Matiss Kivlenieks, murió por un traumatismo torácico causado por la explosión de un mortero de fuegos artificiales, y no por una caída como habían reportado las autoridades.

La policía de Novi, Michigan, declaró que los fuegos artificiales tipo mortero se inclinaron ligeramente y comenzaron a disparar hacia las personas que estaban cerca el domingo por la noche. Kivleniek, de 24 años, estaba en una tina de hidromasaje y trató de alejarse con otras personas, dijo el teniente de policía Jason Meier.

Los bomberos y los paramédicos llegaron a la casa privada poco después de las 10 p.m. y lo llevaron a un hospital, donde fue declarado muerto, señaló Meier. La oficina del médico forense del Condado Oakland publicó los resultados preliminares de la autopsia el lunes por la tarde.

Antes de la autopsia, la policía comentó que se creía que Kivlenieks había resbalado y se había golpeado la cabeza contra el concreto mientras huía de unos fuegos artificiales que funcionaron mal.

“Por el momento, estamos bastante seguros de que fue un trágico accidente”, dijo Meier.

Los Blue Jackets y la Latvian Hockey Federation anunciaron la muerte de Kivlenieks, y el club de la NHL declaró que fue consecuencia de una aparente lesión en la cabeza por una caída. El comunicado del equipo no mencionó los fuegos artificiales.

El director general de Columbus, Jarmo Kekalainen, tuiteó: “La vida es tan preciosa y puede ser tan frágil. Abraza a tus seres queridos hoy. DEP Matiss, te extrañaremos mucho”. El presidente de operaciones de hockey de los Blue Jackets, John Davidson, expresó que era un “momento devastador” para el equipo.

“Kivi era un joven excepcional que saludaba cada día y a todo el mundo con una sonrisa y el impacto que tuvo durante sus cuatro años con nuestra organización no será olvidado”, dijo.

“Qué trágica pérdida para todos los que lo conocimos y estoy pensando y rezando por su familia”, tuiteó el ex capitán de los Blue Jackets, Nick Foligno. “El cielo ganó un gran buen portero y mejor persona… Simplemente, demasiado pronto”.

El ex defensa de Columbus, David Savard, se enteró por Foligno.

“Ha sido un despertar brutal esta mañana”, publicó Savard en francés. “Era un buen chico con mucho talento que iba a ser parte del equipo el próximo año o en el futuro. Es extremadamente triste”.

La muerte de Kivlenieks se produjo en la víspera del cuarto partido de la final de la Copa Stanley en Montreal, donde los Tampa Bay Lightning tenían la oportunidad de conseguir el campeonato contra los Canadiens el lunes por la noche.

El comisionado de la NHL, Gary Bettman, declaró que “el amor por la vida y la pasión por el juego de Kivlenieks serán profundamente extrañados por todos aquellos que han tenido la suerte de tenerlo como compañero de equipo y amigo”.

La Latvian Hockey Federation calificó la muerte de Kivlenieks como “una gran pérdida no solo para el hockey letón, sino para toda la nación letona”.

Kivlenieks representó recientemente a Letonia esta primavera en el campeonato mundial de hockey, en el que jugó cuatro partidos. La temporada pasada jugó dos partidos con los Blue Jackets y ocho con los Cleveland Monsters de la American Hockey League.

Como nativo de Riga, Letonia, Kivlenieks firmó con los Blue Jackets como agente libre en mayo de 2017 y jugó ocho partidos para el club en general. Fue visto como un posible portero secundario la próxima temporada si Joonas Korpisalo o Elvis Merzlikins eran intercambiados.

Kivlenieks estuvo en el Mid-Ohio Sports Car Course de Lexington el pasado martes como invitado del piloto de IndyCar, Alexander Rossi.

Rossi anunció ese día que iba a correr la Baja 1000 en México en noviembre, y Kivlenieks dio un paseo por Mid-Ohio en un Honda Ridgeline para ayudar a promocionar tanto a Rossi como la carrera de IndyCar del domingo.

“Esto golpea duro”, tuiteó Rossi. “Oraciones para la familia y el equipo”.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
Kelsey Plum sale de la banca para llevar a las Aces a la victoria

Kelsey Plum lo encontró nuevamente el lunes 13 de septiembre en Michelob Ultra Arena. Esa zona en la que el juego de baloncesto se ralentiza, el aro se agranda y ella aparentemente no puede fallar.

Fiesta mexicana de béisbol

Luego de la pandemia ocasionada por el coronavirus (COVID-19), que obligó al cierre y cancelación de eventos masivos en esta ciudad, regresa el “Rey de los Deportes” a Las Vegas Ballpark, una fiesta mexicana de béisbol, con dos de los mejores exponentes de la Liga del Pacífico.

Las Aces se reafirman como aspirantes al título

Con el objetivo de seguir reafirmándose como uno de los equipos favoritos para levantar la copa de la WNBA este año, Las Vegas Aces recibió la visita de Chicago Sky, un conjunto complicado que superó una clara desventaja para después quedar cerca de la victoria.

Llegó la WWE a Las Vegas y reventó la taquilla del Allegiant Stadium

El sábado 21 de agosto, la casa de los Raiders dio la bienvenida a los luchadores de la World Wrestling Entertainment (entidad conocida con el acrónimo WWE), para la función denominada “Summer Slam 2021”.

“Tenemos Alas”

Tokio.- Los Juegos Paraolímpicos fueron inaugurados en el mismo desierto Estadio Nacional — durante la misma pandemia — como ocurrió con los recién concluidos Juegos Olímpicos de Tokio.

 
Kelsey Plum sale del banco para impulsar a las Aces ante Washington

La escolta y principal reserva de las Aces, Kelsey Plum, continuó el martes con la mejor temporada de su carrera, anotando 24 puntos en ocho de 13 tiros, incluyendo tres de cuatro desde el rango de tres puntos.

¡Así se remonta un partido!

Después de una pausa motivada por los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, la WNBA retomó su temporada 2021 y en la “Ciudad del Pecado” Las Vegas Aces recibió a su similar de Washington Mystics en un complicado juego que por momentos generó cierta desesperación en la escuadra local, pero supieron resolverlo de manera magistral.