Muestran sus colores fans de béisbol en el Big League Weekend de Las Vegas

Cashman Field se inundó con camisetas azules y rojas el domingo cuando el fin de semana de Big League se estaba terminando.

Casi 10 mil 800 personas vieron una revancha de la Serie Mundial 2016 entre los Indios de Cleveland y los Cachorros (Cubs) de Chicago. Fue el segundo juego del fin de semana y la aparición número 14 anual de los Cubs.

Lori Bernath, de 50 años, y Matt Fisher, de 57, condujeron cuatro horas a Las Vegas desde Kanab, Utah, para ver el partido del domingo. Bernath vivió en Chicago durante 35 años y heredó de su abuela el amor de los Cubs.

“Todos los días iba a su casa después de la escuela cuando era niña, y ella tenía los juegos de los Cubs y los veíamos juntos”, destacó. “Se convirtió en un momento especial”.

Bernath se mudó a Kanab desde Chicago hace unos 15 años para trabajar en La Sociedad Animal “Mejores Amigos” (Best Friends Animal Society), donde conoció a Fisher.

“El hecho de que estén jugando aquí es un buen viaje para nosotros”, dijo Bernath. “He estado en alrededor de 40 juegos, pero ninguno en los últimos 15 años. Esto es muy especial”.

Fisher, un fanático de los Medias Rojas de Boston, usó una gorra de los Cachorros que compró más temprano en el día.

“Ella estuvo de acuerdo que si alguna vez íbamos a Fenway ella usará toda la vestimenta de Boston”, agregó Fisher.

Fisher dijo que cuando los Cachorros ganaron la Serie Mundial en 2016, Bernath “perdió la cabeza por un largo tiempo”.

“Verlos finalmente ganar una Serie Mundial, como para muchas personas, fue realmente inspirador”, relató Bernath. “Generaciones de personas esperaban que los Cachorros ganaran, y finalmente lo hicieron”.

Ryan Burbidge, de 41 años, de Henderson, trajo a tres de sus hijos al juego. Mason, de 8 años, Aidan, de 12 y Tyler, de 11, obtuvieron miniaturas de los campeones de la Serie Mundial el verano pasado cuando visitaron el Wrigley Field de Chicago, y los consiguieron firmados por el nativo de Las Vegas: Kris Bryant, antes del partido del domingo.

Burbidge, que vistió Vans azules con cordones y logotipos de los Cubs impresos sobre ellos, se convirtió en fanático en 1984 cuando Ryne Sandberg jugó en la segunda base.

“Fue mi héroe cuando era jugador de béisbol de la Liga Pequeña”, dijo Burbidge, y agregó que está feliz de que sus hijos tengan un héroe similar en Bryant. “Él mantiene su temperamento bajo control; no usa mal lenguaje, él es solo un hombre que se mantiene de pie durante el juego”.

Los tres chicos, que juegan en los equipos de las Ligas Pequeñas, como Kris Bryant “porque es increíble”. Cuando se les preguntó cómo sería el juego del domingo, dijeron al unísono: “¡Los Cachorros ganan!”

Estaban un poco desconectados.

Los Indios ganaron 11-4, luego de perder ante los Cachorros por el mismo puntaje el sábado.

“¡Espero que este sea nuestro año!”

Jim Lewis, de 54 años, de Las Vegas se crió en Cleveland. Ser un fanático de los indios es parte de su herencia, mencionó.

“Viví 35 años en Cleveland, así que hemos sufrido toda esa angustia”, dijo Lewis. “Pero estamos muy orgullosos de ellos últimamente, en los últimos dos o tres años. No se puede vencer a la serie entre estos dos equipos”.

Un tercio de la familia de Lewis voló desde Cleveland para asistir a los juegos, afirmó su hermano Mike Lewis, de 53 años, dijo que ver a los Indios perder ante los Cachorros en 2016 fue “como arrancarle el corazón del pecho”.

Mike Lewis comentó que él y sus hermanos han asistido a unos 100 juegos de los indios. Disfrutan de los juegos en Las Vegas porque Cashman Field ofrece una experiencia más íntima.

“Es agradable acercarse al juego y ver a los jugadores más de cerca”, dijo Mike Lewis. “Y luego también, para ver a los jugadores jóvenes antes de llegar a las Grandes Ligas. Puedes ver a los nuevos muchachos que tienen talento”.

La fanática de los indios y la planificadora de bodas de Las Vegas: Danielle Musa, de 30 años, vivió en Ohio durante 18 años y se mudó a Las Vegas en 2006 para asistir a la Universidad de Nevada, Las Vegas. Su padre siempre tenía a los indios en la televisión cuando ella era pequeña.

“Siendo del noreste de Ohio, eres criada de esa manera”, agregó Musa. “Estamos en ello a largo plazo”.

“Verlos perder en 2016 fue un poco triste, pero nuestra línea de acción es ‘El próximo año’. Lo conseguiremos el próximo año. ¡Espero que este sea nuestro año!”

 

Add Event

You May Like