55 mil asistentes por día, récord para Life is Beautiful

Life is Beautiful en números es impresionante, fue su sexto año de realizarse en el centro de Las Vegas, 18 cuadras fueron cerradas al tránsito vehicular, los 55 mil boletos por día para el 21, 22 y 23 de septiembre, se vendieron antes de ser anunciado el elenco, la derrama económica fue de $185 millones de dólares en tres días, informó Justin Weniger, director del evento.

“Son 50 semanas para planear algo que debes ejecutar en dos semanas, se incrementó la capacidad del foro un 22% en comparación al año anterior, habíamos sido muy conservadores con la reserva en venta de boletos, nuestros pasos son de bebé ya que la prioridad más importante es la seguridad de los espectadores”, reveló Weniger a través de un comunicado.

El primer año del festival, la banda Vampire Weekend fueron los encargados de cerrar los conciertos, y su vocalista Ezra Koenig declaró “nunca haber visitado más allá del Strip de Las Vegas”. Al ver reunidos 30 mil seguidores en la avenida Stewart, y el comentario del músico, los organizadores sabían que debían mantenerse al margen del glamour de Las Vegas Boulevard.

Son varios los edificios que en esta demarcación son intervenidos por artistas plásticos para complementar la experiencia de los visitantes, artistas urbanos locales, mismos que puede conocer su trabajo durante el “primer viernes de cada mes”, realizan murales y esculturas que permanecen por lo menos un año hasta la próxima edición del festival.

Y lo más importante, el por qué de la reunión de tantas personas fueron los 100 actos musicales que incluyó a The Weeknd, Florence + The Machine y Arcade Fire, como actos principales para cerrar cada día respectivamente.

Una de las más gratas sorpresas la brindaron los chicos de Foster The People, quienes cantaron el cover del clásico de The Beattles, “Hey Jude”, y los integrantes del espectáculo del Cirque Du Soleil, Love, subieron al escenario con sus trajes de los años 60’s, entre confeti rojo y el público cantando a todo pulmón se embolsaron la noche del sábado.

En contra parte, la desilusión de parte de los espectadores, se la llevaron gracias a que The Weeknd, artista principal del viernes, no cantó su repertorio completo y cortó 25 minutos antes de lo programado, presentaron solamente ocho canciones, a diferencia de las 12 en promedio de las demás bandas.

Por su parte Arcade Fire, por el espacio limitado en el escenario para el espectáculo que suelen presentar, que incluye un ring profesional de boxeo, dejaron a un lado la parafernalia para dedicarse a tocar sus éxitos, como “No cars go”, “Electric Blue” y “The Suburbs”.

Cabe destacar que la asociación de vecinos de la calle Ogden, que atraviesa todo el festival, trabajó en cooperación con la Policía Metropolitana, para la seguridad de estacionamientos y edificios, además LVMPD informó que habría helicóptero, policías encubiertos, además de los uniformados para la protección de los visitantes.

Add Event

You May Like