El exmarido de Paulina Rubio quiere cambiar las reglas del juego

El acuerdo al que llegaron el año pasado la cantante Paulina Rubio y su expareja, el empresario Nicolás Vallejo-Nágera, para cerrar definitivamente el litigio judicial sobre su divorcio, parece haber quedado definitivamente en papel mojado, y no solo por el cruce de acusaciones y las posteriores demandas que han intercambiado en los últimos meses para luchar por la custodia de su pequeño Andrea Nicolás.

Tanto es así, que ahora el español está dispuesto a modificar también la asignación económica que ha venido recibiendo de la estrella del pop y que, hasta este momento, constituía la base sobre la que se asentaban el resto de las capitulaciones. Para ello, Colate argumenta que los 6750 dólares al mes que le abona su exmujer no son suficientes para cumplir con algunos de los requisitos solicitados por la famosa vocalista, como el de que siempre cuente con una niñera cuando se encuentre a cargo del pequeño.

Como suele ser costumbre en ella, Paulina Rubio ha preferido una vez más mantenerse al margen de los quebraderos de cabeza que le produce el combativo Colate y, a modo de sutil respuesta, ha compartido con sus seguidores de Twitter varias fotos que retratan las idílicas vacaciones que comparte con su pequeño Nico en las costas mexicanas.

Eventos

You May Like