70°F
weather icon Clear

Homenaje a José José en Las Vegas

“Soy la admiradora número uno de José José, supe de la trágica noticia por medio de uno de los miembros de mi familia; aunque el artista ya estaba enfermo no esperaba un deceso tan pronto. Estaba dormida, acababa de llegar del trabajo y mi niña me levantó, diciendo: mamá te tengo una mala noticia, falleció tu artista preferido, rompí en llanto, no pude contener las lágrimas”, señaló Irma González, oriunda de Tijuana, Baja California, durante una ceremonia que se le realizó al cantante en el sitio donde se localiza su estrella, frente al hotel &casino Paris, en el Strip de Las Vegas.

“No me perdí ninguna entrevista que él dio, la serie que pasaron por la tele me la aventé de lado a lado, sin perder detalle. Aunque no puedo ir a la Ciudad de México, desde aquí le deseo que Dios Nuestro Señor lo tenga en su Santo reino”, precisó con palabras entrecortadas por la emoción. La señora González llego a Las Vegas en 1996 y conoció a José José en 1982 ya que trabajaba en el aeropuerto internacional de Tijuana, “él llegó a una presentación y tuve el honor de saludarlo en persona. Desde entonces se apodero de mi corazón, lo admiraba mucho por su sencillez y don de gente”, dijo.

El organizador de la actividad, realizada el jueves 3 de octubre de 2019 fue Pablo Antonio Castro Zavala, director del Paseo de Las Estrellas de Las Vegas. “Hoy le rendimos un tributo musical al ídolo de la canción mexicana José José, aquí en su estrella. Vinieron muchos de sus admiradores, una de ellas puso una veladora, una fotografía del artista y todos cantamos algunas de sus canciones acompañados del acordeón mágico de Fermín Ramírez”, explicó Castro Zavala en exclusiva con EL Tiempo, agregando que “muchos transeúntes sobre Las Vegas Boulevard se detuvieron para tomarse fotos y recordar a uno de los mejores cantantes que ha tenido México”.

José José recibió su estrella en noviembre de 2008. “Para la develación pensamos que José José no asistiría, ya que su esposa Sarita, dos días antes, había sufrido un derrame cerebral, le dio una embolia –mi estimado Frank- estuvimos a punto de cancelar, pero José José decidió seguir adelante con la develación. Con todo el dolor del mundo estuvo presente en el hotel &casino Rio, donde estuvo firmando autógrafos casi ocho horas, porque no dejó que sus seguidores –que fueron aproximadamente tres mil- se fueran sin un recuerdo de su persona”.

Ese día una gran estrella del firmamento demostró una sencillez fuera de lo común, “José José regresó a Las Vegas junto a su esposa Sarita, quien deseaba ver la estrella en el Strip”, dijo Castro Zavala.

“José José quería regresar a esta ciudad en diciembre, en un audio que tengo manifestó su deseo de estar en Las Vegas, me van a dar de alta en ese tiempo y también quiero ir a Cuernavaca donde fue el primer artista en recibir una estrella –en 2015- en el Zócalo de la ciudad conocida como de la eterna primavera”, abundó.

Al morir una persona surgen anécdotas que engrandecen su memoria. “me considero un amigo de El Príncipe, en 25 años de amistad le organicé 8 homenajes –en vida, hermano, en vida- la lección y mayor aprendizaje que me deja es su sencillez. Siempre tuvo los pies en la tierra, nunca negó un saludo a la gente, al grado de nunca pedir pases VIP, se formaba como cualquier persona en los buffets de Las Vegas, eso era admirable, José José fue tan grande como Frank Sinatra, como Elvis Presley, como Dean Martin, como Sammy Davis Junior y con ese calibre de calidad humana, de verdad es admirable”, dijo Castro Zavala.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.