Roma, favorita para llevarse el Oscar

Ambientada en la Ciudad de México al inicio de la década de los 70’s, la película Roma relata la vida de una familia de la clase media, con todas las características socio políticas que imperaban en aquellos años.

De alguna manera, el director de la cinta, Alfonso Cuarón, regresó en el tiempo para recordar, cuadro a cuadro, pasajes de su propia infancia, dándoles un valor agregado. El mejor proyecto personal en su exitosa carrera como director cinematográfico y la mejor después de “Y tu mamá también”, donde los “charolastras” Diego Luna y Gael García Bernal despuntaron al estrellato fílmico.

En esta oportunidad El Tiempo fue invitado a una premier de la película, la cual se llevó a cabo en una de las salas del complejo Brenden, en el Palms resort el martes 13 de noviembre. La función se realizó en el marco de la euforia que la entrega del premio Grammy Latino desarrolló en Las Vegas.

Ana Lerman Matonte coordinó la logística necesaria para poder presenciar, como bien destacó Jorge Ayala Blanco en el diario El Universal, “el relato indirecto de la crisis hogareña de una familia de clase media profesionalizada”, en la capital mexicana.

La cinta está grabada en blanco y negro, lo que le da un agregado a la época a la que hace referencia.

Roma es la historia de Cleodegaria Rodríguez una empleada doméstica (interpretada por la actriz oaxaqueña, sin experiencia en las bellas artes, Yalitza Aparicio) que trabaja para una familia de clase media en la colonia Roma, una de las más antiguas de la ciudad. Alfonso Cuarón logró plasmar, en el filme el conflicto nacional y la jerarquía social que prevalecieron en México en 1970.

Por ejemplo, hay escenas donde se aprecia el cine Metropolitan, que se ubicaba en la avenida Independencia número 90, “los autos que circulaban en las calles eran en su mayoría ‘vochos’ e incluso sale un Renault 12, modelo 71, que fue donde me enseñé a manejar sobre el viaducto y el periférico, las dos arterias más importantes de la época. También se fumaba cigarrillo en el cine, en las calles e incluso en las aulas de la Facultad de Ingeniería”, comentó Juan José Reyes, que acudió con su esposa María de la Cruz González a la premier.

La ambientación de la película fue meticulosamente detallada, las facciones indígenas de la servidumbre, los niños –hijos de burgueses- soñaban con ir a Disneylandia, le llamaban de manera despectiva a la servidumbre “gatos”, y muchos de ellos hablaban en su lengua indígena natal. “En los carros se escuchaba música de los Beatles, Credence Clearwater Revival, por Radio Éxitos, las casas parecían vecindades, los perros defecaban en el patio, triciclos de metal y bicicletas adornaban el paisaje donde destacaban las jaulas de los pájaros”, destacó Reyes sobre la música de la película, aseverando que “eran las cosas que adornaban el paisaje urbano, donde incluso pasaba un señor con un silbato ofreciendo sacarle filo a los cuchillos y tijeras, el de los camotes, el organillero, el del gas, el agua electropura, etc”.

Cuarón no pudo asistir a la premier en Las Vegas, pero Ivette Rodríguez fue la encargada de atender al público que se dio cita.

“Roma tendría un estreno limitado en los cines a partir del 21 de noviembre en Los Ángeles, Nueva York y México. Se sumarán otras salas en ciudades de los Estados Unidos, Toronto y Londres el 29 de noviembre, expandiéndose a otros mercados clave a partir del 5 de diciembre. El filme tendrá un lanzamiento global en Netflix el 14 de diciembre, que se sumará al estreno extendido en salas de Estados Unidos y en mercados del resto del mundo. En total, el filme llegará a las salas de más de 30 países en todo el planeta con proyecciones en 70mm que serán parte del estreno en cines”, informó Ana Lerman Matonte.

No se la pierda, vale la pena observar la película.

En Las Vegas, todos los caminos conducen a Roma.

LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like