Se celebraron 5 años del festival Life is Beautiful

En el año 2016, el festival Life is Beautiful dejó a la economía de Las Vegas, $43 millones de dólares en solamente 3 días, a pesar de no tener la cantidad oficial para la edición de este año, los organizadores del concierto comentaron que este número se ha ido incrementando en un 25% constante desde la primera edición del festival, hace 5 años.

Justin Weiniger, Gerente general del festival, dijo, “estamos hablando de la posibilidad de generar $120 millones de dólares durante el 2017, vienen personas de todas partes al festival, antes nuestro mayor público viene de Los Ángeles, California”.

18 cuadras de la zona centro, incluyendo parte de la calle Freemont fueron cerradas del 22 al 24 de septiembre, se vendieron boletos en todos los estados de la Unión Americana y en otros 24 países, para ver tocar a 97 diferentes bandas de rock, DJ y espectáculos artísticos, que encabezaron Blink 182, Gorillaz, Muse, MGMT y Chance The Raper.

Fue precisamente Blink 182 de las bandas que atrajeron más cantidad de público, ya que tocan canciones nostálgicas que aún suenan actuales para las nuevas generaciones, como “All the small things” (del año 1999), “Feeling this”, “Rock show” o “Adam’s song”, el trió punk de guitarra, bajo y batería no decepcionó a sus fans con su repertorio.

Travis Barker en la batería y Mark Hoppus en el bajo y voz, son miembros fundadores desde el Enema of the state, disco que los lanzó a la fama mundial en 1999, comenzaron el nuevo siglo con un disco homónimo en el 2003 que trajo aún más éxitos que los mantuvieron en el gusto de los jóvenes, que para la edición de Life is Beautiful 2017, crecieron con Blink 182.

Dos de sus fanáticos viajaron desde Monterrey, México, solamente para ver a los californianos, “venimos exclusivamente a mirar a Blink (viernes), gracias a ellos nos conocimos ya los hemos visto en México, Los Ángeles, Texas y Arizona, del festival es la única banda que nos importa y estamos desde temprano en primera fila ya que era entrada general”, dijo Mario, asistente.

Desde las 3 de la tarde, hasta la 1 de la mañana, había una opción de que escuchar, en cualquiera de los 5 escenarios que se instalaron para el festival, además de las tarimas para DJ de música electrónica como otra de las opciones para bailar, además de las piezas de arte de pintura, fotografía, murales y escultura, que complementan todo lo que en la vida es bello.

Elementos de seguridad privada y policías de Metro, brindaron seguridad en todo momento, aunque la idea era divertirse y disfrutar de la música en vivo, el exceso de bebidas embriagantes o una deshidratación podía ser tratada en las áreas médicas que el festival instaló para seguridad de los asistentes.

Life is Beautiful promete regresar el próximo año en una edición más de arte, música, luces y grandes conciertos.

 

Eventos

You May Like