Activistas y comunidad dijeron presente en la Legislatura de Nevada

Decenas de habitantes de Las Vegas visitaron Carson City, Nevada, el 11 de marzo con el objetivo de platicar personalmente con distintos representantes gubernamentales e intercambiar ideas en torno a diversos tópicos de interés social que fueron tratados mediante audiencias por la Comisión de Operaciones Legislativas y Elecciones del Estado de Nevada.

El tema más destacado que se trató durante esta jornada fue la posibilidad de modificar los estatutos de Nevada para aumentar el salario mínimo por hora trabajada, una propuesta realizada por el Senador Demócrata Tick Segerblom quien busca incrementar el pago mínimo para cualquier trabajador a $15 dólares por hora.

El salario mínimo en Nevada es de $8.25 dólares por hora ($7.25 para los trabajadores que reciben beneficios de salud por parte de sus empleadores). Para un trabajador de tiempo completo que labora en el ramo de la comida rápida, trabaja en promedio 2,080 horas al año teniendo un promedio de ganancia de $17, 160 dólares por año.

La mayoría de los empleados laboran de 20 a 30 horas cada semana semana, resumiendo a 25 horas por semana la ganancia sería de $10, 725 dólares al año, revela un informe del gobierno de Nevada.

La activista e integrante de PLAN, Astrid Silva, argumentó que el aumento al sueldo mínimo ayudaría a muchas familias para mejorar su calidad de vida, “Se pide que sea de $15 dólares porque estudios han comprobado que ese sería el salario más bajo que una familia necesita para poder mantenerse bien. La mayoría de las personas afectadas son de bajos recursos pertenecientes a la comunidad latina y afroamericana”.

“Seguimos luchando y queremos seguir trayendo personas para que vean que tan importante es este tema, traemos trabajadores que están en esa situación, ganando $7.25 por hora, tienen hijos, y no pueden llenar su refrigerador porque tienen que decidir si van a pagar la luz o la comida”, reveló Silva.

Durante la jornada de ese día distintos grupos de la comunidad tuvieron la oportunidad de charlar directamente con alguno de los legisladores disponibles para expresar sus inquietudes respecto a temáticas sociales que se viven en su distrito.

“Me tocó conversar con el senador Michael Roberson, desafortunadamente él no pudo estar pero si una representante de él. Es importante porque hay personas a las que les pagan miles de dólares para ‘cabildear’, miles de dólares para estar hablando en contra de las personas pobres o indocumentadas. Un día como hoy donde vienen tantas personas que lo hacen solamente por compartir su historia, en realidad es algo histórico que desafortunadamente no se ve muy seguido aquí”, acotó Silva.

Cerca de 116,000 empleados en el valle de Las Vegas en 117 trabajos diferentes ganan $9 dólares o menos por hora, los oficios más comunes que pagan bajos salarios son: vendedores, cajeros, empleados de almacén, camareros, empleados de restaurante, personal de limpieza, jardineros, anfitriones, algunos empleados de casino, entre otros; agrega el informe.

Sacar a Nevada de los últimos lugares en el sistema educativo es otra de las arduas tareas que tienen los legisladores de la presente administración, respecto a esta situación, el senador Rubén Kihuen comentó que, “Tengo una propuesta para proveer fondos para estudiantes de bajos recursos que desean ir al colegio. El tema educativo se trata todos los días en la legislatura, para nosotros los demócratas es la prioridad principal y vamos a continuar luchando para incrementar los fondos para nuestro sistema educativo. Actualmente vemos que no hay suficientes recursos o herramientas para los estudiantes”.

Uno de los momentos más destacados durante este acto fue cuando las personas que viajaron de Las Vegas a Carson City realizaron una manifestación pacífica al interior e inmediaciones de la oficina del procurador general Adam Laxalt, a quien le solicitaban que desistiera de mantener a Nevada dentro de la lista de las entidades opositoras a la orden ejecutiva del Presidente Barack Obama.

Homero González de Galindo fue la persona encargada de solicitar hablar con el Procurador Laxalt al momento de ingresar al primer piso del edificio.

“Vine a oponerme a la demanda que el Procurador General de Nevada está apoyando con otros 25 estados. Soy veterano de las fuerzas aéreas, defendí los derechos de mi nación por 14 años y no pienso que esto coincida con esos derechos, esta medida va en contra de los derechos que yo defendí por casi la mitad de mi vida”.

“Nunca antes se había hecho esto, hicimos historia solo con presentarnos de manera directa. Él se escondió (Adam Laxalt), no tengo duda alguna. Tuve el honor de ser quien le preguntara a su secretaria si lo podíamos ver y ella me dijo en plenas palabras que no estaba disponible, cuando trate de preguntarle otra vez añadió que estaba fuera de la ciudad, que cosa rara”, mencionó González.

Con pancartas, gritos, cánticos, figuras religiosas y hasta mariachi, los manifestantes protestaron contra la decisión del Procurador General de Nevada mientras se realizaban las actividades legislativas en la capital nevadense; situación que provocó que los Senadores Kelvin Atkinson y Rubén Kihuen salieran a la calle para sumarse a dicha protesta donde incluso marcharon y hablaron ante los presentes.

“La comunidad ya está cansada de que los inmigrantes sean atacados por políticos como Adam Laxalt. Cuando llegó a ser procurador general del Estado tenía las opciones de tomar varios temas que impactan a Nevada, le pedimos que se dé por vencido con esta demanda”, comentó Kihuen en entrevista con El Tiempo.

“Es mi responsabilidad, un político es electo por la comunidad, estas son personas que me ayudaron a llegar al puesto en el que estoy, es mi responsabilidad responderles y apoyarlos. Es lamentable que no haya más políticos apoyando pero yo estoy en solidaridad con la gente”, acotó el senador demócrata.

Es relevante señalar que durante esta manifestación ningún activista resultó detenido pese a que algunos bloquearon una de las avenidas principales de Carson City, la policía se movilizó rápidamente para desviar el tráfico vehicular sin intervenir en la protesta.

Uno de los gritos que más sonaban era el de ‘Deport Laxalt’, enunciado que fue plasmado mediante un cartel grande que simulaba una ‘orden de deportación’ para el procurador general.

Personas de todas las edades firmaron dicho cartel como una forma de apoyo a los miles de inmigrantes que se verán beneficiados por las nuevas acciones diferidas anunciadas por el presidente Obama en noviembre de 2014 y que actualmente se encuentran bajo una pausa temporal.

“Una gran victoria para nuestro estado, asistió gente de Las Vegas, Reno y Carson City, se unieron para hacerle saber a los políticos que deben trabajar primero por la gente y para nuestra comunidad antes que para ellos. Adam Laxalt debe trabajar por nuestras familias, debe quitar a Nevada de la lista de los estados opositores y como vimos, todos nos unimos. Es bueno ver que políticos se unan a marchas y hablen con acciones, demuestran que no solo están aquí por una agenda; sino que también trabajan por la comunidad”, concretó el integrante de PLAN, José Macías.

 

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like