Aplazan ejecución de prisionero

La ejecución del reo Scott Raymund Dozier, condenado a muerte por haber asesinado en el 2002 a Jeremiah Miller en el motel La Concha, ha levantado una serie de cuestionamientos tanto en el terreno legal, como en lo moral.

Esta hubiese sido la primera ejecución en el estado de Nevada, desde 2006, cuando Daryl Mack murió en el “pabellón de la muerte”, localizado en la cárcel estatal en Ely. El método de inyección letal es la única forma de pena capital que el estado de Nevada utiliza.

Dozier, ahora de 47 años de edad, había declarado a un reportero del Review Journal que “la vida en la cárcel no es vida, esto no es vivir, sólo sobrevives. Si la gente dice que debo morir, háganlo”. El reo renunció a las apelaciones y estaba listo para morir, de acuerdo con la sentencia programada para efectuarse el miércoles 11 de julio, a las 8 de la noche.

Sin embargo, la empresa farmacéutica -Alvogen Inc.- que produce midazolam, uno de los tres componentes del coctel con que debía ser ejecutado, presentó una demanda el martes 10, acusando al Departamento de Correcciones del estado, de haber obtenido la droga de manera irregular. La jueza de distrito Elizabeth González escuchó los argumentos –durante dos horas- y emitió un fallo que condujo a la postergación de la ejecución del reo. Los fabricantes del medicamento enfatizaron que, de proceder, Dozier podría sufrir un daño irreparable e inmediato.

“Esta demanda está centrada en el hecho de que la empresa puede decidir con quién hace negocio”, afirmó Gonzáles agregando que “El demandante tiene una probabilidad razonable de que sufra daños en su reputación comercial, lo que afectará las relaciones con los inversionistas y las relaciones con los clientes”. El procurador general adjunto Jordan Smith dijo que planeaba presentar una apelación de emergencia ante la Corte Suprema de Nevada, pero el Departamento de Correcciones de Nevada (NDOC, por sus siglas en inglés) anunció el miércoles 11 por la tarde que la ejecución se había pospuesto.

“La ejecución, que fue ordenada por el tribunal, no tendrá lugar hasta nuevo aviso”, destacó el comunicado.

Dozier, que cuenta con 47 años de edad, ha recibido –sin quererlo- unos días más a la espera de morir ejecutado en el “pabellón de la muerte”, en la prisión estatal de Ely. Su ejecución había sido firmada por la jueza de distrito Jennifer Togliatti el mes pasado.

– La ejecución seguirá su curso

“No soy experto en asuntos penales, sin embargo, creo que el proceso de ejecución seguirá su curso. La sentencia ha fue emitida, en este caso la empresa farmacéutica no quiere tener responsabilidad civil, legal después de la muerte, en caso de que el coctel no funcione. El proceso de ejecución seguirá su curso, y se determinará la nueva fecha en cuanto los involucrados demuestren que el coctel satisface los requerimientos de ley”, comentó el abogado Daniel Serna.

“La Corte Suprema debe verificar que los elementos de la inyección letal funcionen y estén respaldados por estudios o experiencias previas, muchas veces los cocteles no funcionan y ocasionan sufrimiento extremo a los reos. Los prisioneros también tienen derechos, aunque sean criminales”, destacó Serna.

– Se oponen a la pena de muerte

“Nevada no debe usar a los prisioneros como cochinitos de Guinea en ejecuciones experimentales, incluso si ellos piden morir”, declaró Wesley Juhl, de la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés), la organización tenía planeada una actividad en solidaridad con la vigilia convocada por la Coalicion de Nevadenses en contra de la Pena de Muerte (NCADP, por sus siglas en inglés), para protestar por la ejecución de Dozier.

La ACLU de Nevada es afiliada a la nacional, y fue fundada en 1966. Es la única organización en Nevada dedicada exclusivamente a proteger los derechos y libertades constitucionales de cada individuo en el estado.

En la página web de la NCADP, la organización destaca la historia de las

60 ejecuciones registradas de Nevada. La primera de ellas ocurrió en 1863, un año antes de que el territorio recibiera la condición de estado. A partir de 1903, todas las ejecuciones se llevaron a cabo en la prisión estatal de Nevada en Carson City. Por ahorcamiento fue el método de ejecución original, aunque en 1911 se cambió la ley para permitir a los presos elegir un pelotón de fusilamiento, y en 1921 Nevada se convirtió en el primer estado en la nación en sancionar el uso de la cámara de gas. El estado continuó utilizando este método a fines de la década de 1970, cuando la inyección letal se convirtió en el método aprobado.

– Estadísticas en Nevada

* A partir de abril de 2015, Nevada tenía 80 reclusos en el corredor de la muerte. El 100% de esos reclusos son indigentes y no pueden pagar por representación legal. Casi el 40% son afroamericanos, mientras que sólo el 9% de la población del estado lo es.

* Desde el restablecimiento de la pena de muerte en 1977, Nevada ha ejecutado a 12 presos. Once de esos 12 presos renunciaron a sus recursos disponibles (“se ofrecieron como voluntarios” para morir). La última ejecución se realizó en 2006.

* Dos reclusos de Nevada han sido liberados del “pabellón de la muerte” por inocencia: Roberto Miranda fue exonerado después de 14 años, y la sentencia de Ronnie Milligan se redujo y se otorgó la libertad condicional después de 20 años.

* A uno de los prisioneros de la fila de la muerte, Thomas Nevius, se le conmutó la pena por cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional cuando se determinó que padecía una discapacidad intelectual grave. Un estudio de 1995 encontró que 1 de cada 3 casos de pena de muerte en Nevada tiene errores que justifican un nuevo juicio o una nueva sentencia.

Con información de la Nevada Coalition Against the Death Penalty.

Add Event

You May Like