Brindando cenas en el Día de Acción de Gracias

En una tradición anual que se ha llevado a cabo por los últimos 28 años, Caridades Católicas del Sur de Nevada (Catholic Charities of Southern Nevada), se ha propuesto la meta de ayudar a las familias que no pueden costear una cena de Acción de Gracias.

Durante el mes de noviembre, Caridades Católicas se ha dedicado a organizar despensas específicamente para el Día de Acción de Gracias en las que incluyen un pavo congelado, así como también alimentos no perecederos y un pastel para las personas más vulnerables.

Esta se considera como la donación de cenas de Acción de Gracias más grande en el valle.

De acuerdo a el Diácono Thomas Roberts, la necesidad en la que se encuentran muchas familias en la ciudad aumentó casi un 50 por ciento comparado con el año pasado.

“Solamente el año anterior, ayudamos a 2,800 familias a poder tener una cena de acción de gracias. La necesidad en nuestra ciudad ha ido aumentando y lo podemos ver en el incremento en este año de casi el doble”, indicó Roberts.

La intención de este año es ayudar a más de 4,000 familias y la meta para poder lograrlo es recolectar alrededor de 2,000 pavos congelados para el día 24 de noviembre.

Pero muchos han sido los cambios que se han visto a través de los años en esta organización. Anteriormente las personas no tenían la opción de elegir que alimentos podían llevar en su despensa. “Años atrás las despensas se repartían dependiendo de las donaciones que nosotros lograramos recibir; las empacabamos en una bolsa y las personas recibían lo que estuviera dentro de la bolsa”, aseguró Roberts.

Afortunadamente la organización ahora puede darles la opción de elegir los alimentos así como también ofrecerles opciones saludables. “El hacerlo de esta manera provee un sentido de dignidad y compasión”, añadió.

Hasta el momento Caridades Católicas ha recolectado cerca de 600 pavos, pero la necesidad es aún más grande y necesitan el apoyo de la comunidad urgentemente. “Con sus donaciones monetarias es como podremos lograr comprar el resto”, aseguró Roberts.

Hasta el momento la organización ha llegado al límite de aplicaciones para recibir una cena de Acción de Gracias, es decir, sólo las familias que se encuentren inscritas podrán recibir de esta ayuda.

“Lamentablemente no contamos con los recursos necesarios para poder aceptar más aplicaciones. Nuestro cupo está lleno hasta el mes de diciembre”, expresó Roberts.

Las donaciones de pavos congelados se estarán aceptando hasta el día 24 de noviembre en las siguientes direcciones:

*Catholic Charities of Southern Nevada Campus, ubicado en 1501 North Las Vegas Blvd., Las Vegas, NV 89101.

Abiertos los 7 días de las semana de 6:00 a.m. a 6:00 p.m.

*Catholic Charities of Southern Nevada Rainbow Thrift Store, ubicado en 915 S. Rainbow Blvd., Las Vegas, NV 89145.

Abiertos de lunes a sábado de 9:00 a.m. a 8:00 p.m.

*Catholic Charities of Southern Nevada Eastern Thrift Store, ubicado en 4840 S. Eastern Ave., Las Vegas, NV 89119.

Abiertos de lunes a sábado de 9:00 a.m. a 8:00 p.m.

Si desea hacer una donación monetaria puede ingresar al sitio de internet en www.catholiccharities.com.

Existen otras maneras de ayudar, Por medio del programa de voluntarios usted puede donar su tiempo y ayudar a organizar las despensas o ayudar a las personas a elegir sus alimentos desde hoy hasta el 24 de noviembre. Si desea ser voluntario puede ingresar al sitio de internet en www.catholiccharities.com o mandar un correo electrónico a volunteer@catholiccharities.com

“En esta época del año es importante tener en cuenta a las personas que no cuentan con los recursos necesarios. El poder ayudar a los más necesitados tiene que ser algo que este en nuestro corazón”, concluyó Roberts.

Add Event

You May Like