111°F
weather icon Partly Cloudy

Centros diurnos para adultos de Las Vegas se enfrentan a dificultades por la pandemia

Aida Grasman dejó de llevar a su hijo de 39 años a su centro de atención diurna para adultos hace un año, cuando la pandemia de COVID-19 empezó a despuntar en el sur de Nevada, temiendo por su seguridad en el centro de grupos. Ahora está emocionada por su inminente regreso a un entorno en el que pueda relacionarse con sus amigos.

Una pieza crucial para conseguirlo fue vacunarlo contra el coronavirus.

Su hijo, Alexander Hammerstein, padece una rara enfermedad genética llamada síndrome de Coffin-Lowry, que según el National Institute of Neurological Disorders and Stroke suele incluir “anomalías craneofaciales (de la cabeza y la cara) y esqueléticas” y “retraso en el desarrollo intelectual”.

Recibió su segunda dosis de la vacuna el 17 de marzo en el Nevada Adult Day Healthcare Center, en Eastern Avenue, en Las Vegas.

El entorno era una clínica in situ dirigida por el personal de la farmacia Albertsons para los empleados del centro, así como para los clientes.

Grasman, de 71 años, dijo que su hijo estaba feliz de ver a sus amigos y al personal por primera vez en un año mientras recibía sus vacunas.

“Es un lugar familiar para él, así que se siente cómodo”, mencionó. “Es una bendición que se la hayan puesto aquí”.

Las guarderías para adultos desempeñan un papel fundamental para las familias con ancianos, jóvenes discapacitados o personas que padecen la enfermedad de Alzheimer y otras formas de demencia, ya que les permiten disponer de tiempo para trabajar o realizar otras actividades.

Sin embargo, a pesar de atender a muchos clientes de alto riesgo y de poder permanecer abiertos durante la pandemia, los centros de atención diurna para adultos del área de Las Vegas se han enfrentado a dificultades para acceder a la vacuna COVID-19 para sus clientes y empleados.

“Todo el mundo se estaba peleando”

“Por supuesto, todo el mundo estaba peleando y tratando de posicionarse para conseguir las vacunas”, comentó Christopher Vito, presidente y director general de Nevada Adult Day Healthcare Centers, refiriéndose al periodo después de que se hizo evidente que los centros diurnos para adultos no estaban incluidos en una asociación federal de farmacias destinada a proporcionar la vacuna a los centros de atención a largo plazo que comenzó a mediados de diciembre.

Se puso en contacto con el Distrito de Salud del Sur de Nevada para pedir ayuda y, mientras esperaba una respuesta, Albertsons se puso en contacto para programar clínicas de vacunación in situ en cada una de las tres instalaciones de la empresa en el Valle de Las Vegas.

“Es una gran ayuda para nosotros”, señaló.

Vito dijo que no culpa a nadie, pero no tuvo noticias del distrito de salud hasta una semana después de que Albertsons ofreciera la primera clínica en febrero. Eso fue alrededor de un mes y medio después de haber solicitado la ayuda, agregó.

Jeffrey Klein, presidente y director general de Nevada Senior Services, una organización sin fin de lucro que gestiona dos centros de atención diurna para adultos en el área de Las Vegas, mencionó que inicialmente pensó que la organización podría acogerse al programa federal, a pesar de que técnicamente no son centros de atención a largo plazo.

Su razonamiento: Se trata de lugares de reunión similares a las residencias de ancianos, pero “donde la gente se va a casa por la noche”, explicó Klein. Pronto supo que no estaban incluidos en el programa.

¿Cómo se involucró el supermercado?

Tanto los Centros de Atención Diurna para Adultos de Nevada como Nevada Senior Services, que entre ellos operan cinco centros de atención diurna para adultos en el sur de Nevada, finalmente pudieron realizar clínicas de vacunación en febrero o a principios de este mes con la ayuda del personal de farmacia de la cadena de supermercados Albertsons.

La State Board of Pharmacy se puso en contacto con Albertsons para buscar ayuda para proporcionar las vacunas contra COVID-19 en el lugar para algunas instalaciones que no calificaron para el programa federal, comentó Mike Halle, gerente de distrito de farmacia para Albertsons y Vons en el sur de Nevada.

Albertsons recibe la vacuna a través del programa federal de farmacias (que se utiliza para las inmunizaciones en la tienda) y del condado, que se está utilizando en los centros de atención que no calificaron.

Por lo tanto, aunque ni Nevada Senior Services ni Nevada Adult Day Healthcare Centers recibieron inmediatamente una respuesta del gobierno, las dosis de la asignación de vacunas del distrito de salud estaban alimentando las clínicas en sus instalaciones.

Hasta el viernes, Albertsons ha proporcionado 64 clínicas y administrado más de 3,500 dosis en las instalaciones de atención en el sur de Nevada, incluyendo los centros de atención diurna para adultos y las instalaciones de vida de la tercera edad.

La búsqueda de un plan B

Nevada Senior Services, que solo cerró brevemente en algunas ocasiones, superó una serie de obstáculos para celebrar su primera clínica de vacunación in situ el 10 de marzo en su centro de Las Vegas.

“Nos dimos cuenta muy pronto de que el acceso a las vacunas iba a ser un problema importante aquí en Nevada, especialmente para las personas mayores vulnerables”, comentó Klein, y añadió que la organización sin fin de lucro ha sido “muy agresiva” en la búsqueda de una solución.

Por ello, Nevada Senior Services inició hace meses el proceso para obtener las autorizaciones necesarias para organizar sus propias clínicas de vacunación en lugar de depender de una entidad externa.

Para ello, tuvo que obtener la certificación en el sistema de seguimiento de vacunas Nevada WebIZ, lo que requirió un día de formación impartida por el estado y varias semanas para la certificación.

El esfuerzo dio sus frutos cuando la organización sin fin de lucro organizó una clínica el 10 de marzo y proporcionó las primeras dosis de la vacuna COVID-19 a 91 clientes, sus cuidadores familiares y los empleados del centro.

Impacto operativo y fiscal

Al mismo tiempo que se ha llevado a cabo la vacunación, muchos centros diurnos para adultos del área de Las Vegas se han enfrentado a retos operativos y económicos.

Para un número desconocido de centros, el golpe financiero fue fatal.

“Algunos centros cerraron temporalmente, y otros cerraron y no volverán a abrir”, señaló Klein.

Los que sobrevivieron afirman que las inscripciones siguen siendo muy inferior a los niveles anteriores a la pandemia.

En los centros de atención diurna para adultos de Nevada Senior Services en Las Vegas y Henderson, el número de clientes ha “descendido de forma muy sustancial”, comentó Klein.

El centro de Las Vegas, que tiene licencia para atender hasta 80 personas en el sitio, tenía casi ese límite antes del COVID-19, mientras que el centro de Henderson tiene licencia para un máximo de 70 y solo atendía a 50 personas. A principios de este mes, la asistencia promedio era inferior a 40 personas al día en el centro de Las Vegas y menos de 30 en el de Henderson, agregó.

Centrarse en pacientes “médicamente complejos”

La organización sin fin de lucro se centra en atender a los ancianos más vulnerables, incluidos los que padecen enfermedades complejas, indicó Klein, y suelen asistir todos los días. Y, como muchos otros centros diurnos para adultos, también atiende a los más jóvenes.

“Solemos recibir a personas con problemas médicos”, apuntó.

Pero la pérdida de ingresos por la disminución de la clientela ha afectado a las operaciones y ha tenido un efecto de goteo en las familias.

Antes del COVID-19, el centro de Las Vegas estaba abierto siete días a la semana y el de Henderson seis; históricamente han sido los únicos centros del valle de Las Vegas abiertos los fines de semana, mencionó Klein. Ahora, cada uno abre un día menos a la semana.

La decisión se basó principalmente en la pérdida de ingresos debido a la disminución de la asistencia, el aumento de los costos operativos durante la pandemia y la reducción del seis por ciento de la tasa de reembolso de Medicaid de Nevada, que formaba parte de los recortes presupuestarios del estado forzados por la pandemia.

Y aunque más clientes están empezando a regresar con la mayor disponibilidad de ponerse la vacuna contra COVID-19, todavía queda mucho camino por recorrer antes de que se pueda considerar que el sector se ha recuperado.

“Estamos funcionando a una fracción de donde estábamos hace 14 meses”, mencionó Klein.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
Cargador sumergido tras resbalarse en el Lago Mead

Una rampa de lanzamiento está cerrada después de que un cargador frontal se deslizó en el Lago Mead, declaró el National Park Service el lunes.

El incendio forestal de Sandy Valley está contenido en un 90 por ciento

El incendio forestal que estalló el jueves al oeste de Las Vegas está ahora contenido en un 90 por ciento, y se espera que la contención total llegue el 17 de junio, confirmaron las autoridades el domingo.

El mercado de condominios de Las Vegas se “calienta”

El mes pasado, los compradores adquirieron 911 apartamentos y casas adosadas de segunda mano, lo que supone un aumento de casi el 145% con respecto a mayo del año pasado.