Hay gente que va a sentir el miedo por mucho tiempo: Psicóloga

La definición de histeria de acuerdo con la Real Academia de la Lengua Española (RAE), dice: estado pasajero de excitación nerviosa producido a consecuencia de una situación anómala. Enfermedad nerviosa. Fuente consultada para el desarrollo del siguiente artículo.

Steve Wynn, dueño del casino Wynn, declaró a medios electrónicos que si alguien está hospedado con el anunció de “no molestar” por más de 12 horas ya es una señal de alarma, “se debe de respetar en todo momento la privacidad de un huésped, si tiene la señal para no ser molestado por días es por la propia seguridad del cliente preguntar si todo está bien”.

Y precisamente una empleada recamarera de un casino, Anay N., que por motivos de contrato no es posible publicar su apellido, siente temor al igual que sus compañeras, y su rutina laboral se ha convertido estresante al saber que “un cliente común y corriente con un perfil modesto” (como describió Wynn al asesino Paddock), podría estar hospedado en una de las piezas que limpia.

“Si te das cuenta, este tipo (Paddock) llevaba hospedado desde el 28 de septiembre, y su ataque lo realizó hasta el domingo (1 de octubre), aquí donde trabajo no hay alguna regla para saber qué pasa con los clientes que no quieren el servicio de recamarera, me da miedo abrir las puertas de las habitaciones”. Confesó la entrevistada.

Anay, expresó un miedo irracional por ir a su trabajo, “mi hijo no quiso ir a la escuela al lunes siguiente (2 de octubre), yo no puedo faltar o llamar enferma, mantengo los gastos de mi casa como madre soltera, ha sido un martirio estar en los pasillos de las habitaciones, sospechas de cada huésped”.

El Tiempo consultó con la licenciada en psicología Claudia Mejía, sobre lo que podría ser un caso de histeria colectiva entre los habitantes de Las Vegas, luego del acto en el que murieron 58 personas y fueron lesionadas otras 500. Los números siguen con 23 armas encontradas en la habitación del piso 32 del hotel Mandalay Bay.

Es precisamente la necesidad de explicarte, ¿por qué lo hizo?, a buscar las respuestas, mediante la información difundida en los medios de comunicación. Ya hay un perfil, historia de vida, todos sus empleos, entrevistas a la familia, novias, inclusive una prostituta que supuestamente contrató durante su estancia en Las Vegas, y no paran los datos.

En un evento masivo, en el que todas las personas son expuestas a este acto violeto, individualmente tienen una reacción diferente, explicó Mejía, pero también es cierto que pueden reaccionar todas igual. Depende el circulo social en el que se desarrolla la personas y a lo que se expone. Noticias y redes sociales.

Los locales de Las Vegas, que para nada tuvieron que ver con el ataque en el concierto, “sienten que estuvieron ahí al estar recreando los videos que fueron tomados con celular, se escuchan claramente la ráfaga de balas y los gritos, buscan las fotos de Paddock ya muerto, te pones en el lugar sin haber estado presente”. Comento la licenciada, que trabajó en la clínica de UNLV.

También las personas pueden ser indiferentes a lo acontecido, y les da pena confesar que no fueron afectados, al notar la reacción de preocupación de la mayoría de sus amistades, “no hay una reacción correcta o exacta a una exposición masiva, las noticias te dicen que sentir: miedo, no hay respuestas”.

“Hay gente que va a sentir el miedo por mucho tiempo, y hay gente que ya está trabajando sin ningún temor. Hay otro rumor de un tiroteo en las escuelas, una amenaza. Una maestra o madre de familia va a temer asistir a clases, a pesar de que racionalmente sabes que es un rumor”. dijo Mejía.

Si uno no sabe, no tener respuestas te llena de miedo, el no saber es negativo y buscas. En ocasiones el no saber es mejor. Conocer el motivo te hace sentirte mejor en el momento. Cada persona tiene un nivel de que tanto necesita saber. “Para mí, en lo personal ya no necesito saber más detalles del ataque, no quiero saber más”, dijo Claudia, dejando fuera su profesión.

La psicóloga recomienda, si las fotos y videos no les es suficiente para saciar la necesidad de saber sobre el ataque, las personas van a buscar asistir al lugar, al casino o donde se desarrolló el concierto. “Tome su tiempo para reflexionar en su necesidad, toda la información es accesible en estos tiempos, pero evalúe sus límites.

Hay que compartir los sentimientos, no tratar de superar esto solo, en una consejera profesional es lo que se hace, escuchar a la persona para que pueda desahogarse, puede hablar con amigos, familiares o un profesional, esto no quiere decir que está mal, es una necesidad”. Complementó.

Para más información visite: www.saludpsychological.com

 

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like