78°F
weather icon Partly Cloudy

La preocupación por el coronavirus hace que el Maratón de Boston se posponga hasta el 14 de septiembre

BOSTON — Los organizadores del Maratón de Boston, la carrera a pie más célebre del planeta, pospusieron el evento hasta el 14 de septiembre debido a la preocupación por la pandemia de coronavirus, anunció el viernes el alcalde de Boston, Marty Walsh.

La Asociación Atlética de Boston, que supervisa el maratón, ha postergado la decisión sobre el destino de la carrera del 20 de abril, incluso cuando otros eventos deportivos de alto perfil fueron cancelados o pospuestos en todo el mundo.

Pero la presión había aumentado en las últimas semanas por parte de los funcionarios de Boston y de las siete ciudades y pueblos a lo largo del recorrido de 42.2 kilómetros. Algunos habían expresado su preocupación no solo por la salud de los 31 mil corredores inscritos sino también por el millón de espectadores que tradicionalmente se alinean en la ruta, dando a los atletas gestos físicos amistosos, chocando los cinco e incluso besos al pasar.

La prohibición de viajes obstaculiza la carrera

La orden del presidente Donald Trump de restringir los viajes de la mayoría de los europeos a Estados Unidos por el coronavirus, complicó los esfuerzos para salvar la carrera. Miles de corredores vienen de Europa para competir en Boston.

Para la mayoría de las personas, el nuevo coronavirus solo causa síntomas leves o moderados, como fiebre y tos. Para algunos, especialmente los adultos mayores y las personas con problemas de salud existentes, puede causar enfermedades más graves, incluida la neumonía, y la muerte.

La gran mayoría de las personas se recuperan del nuevo virus. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las personas con enfermedades leves se recuperan en unas dos semanas, mientras que las que tienen enfermedades más graves pueden tardar de tres a seis semanas en recuperarse.

Nunca se había cancelado

El Maratón de Boston nunca ha sido cancelado completamente desde su primera carrera en 1897, aunque hubo una cancelación de facto en 1918, cuando el final de la Primera Guerra Mundial y una pandemia mundial de gripe impulsaron a los organizadores a cambiar al formato de carrera de relevos.

Hasta el viernes, ni siquiera la Gran Depresión o las feroces tormentas habían interrumpido la carrera de 124 años de edad. Alrededor de un tercio de los corredores de este año eran de fuera de EE.UU.

No fue una decisión fácil: El alcalde de Boston, Marty Walsh, comentó que el maratón aporta 211 millones de dólares al año a la economía de la ciudad, sin contar los millones más que los corredores recaudan para obras de caridad.

El gobernador de Massachusetts, Charlie Baker, había declarado el estado de emergencia y los organizadores de la carrera habían dicho que estaban en estrecho contacto con los Centros Federales para el Control y la Prevención de enfermedades y con la OMS.

Cancelan o posponen otras carreras

En los últimos días, el Maratón de Roma fue cancelado, el de París fue pospuesto del 5 de abril al 18 de octubre y el de Barcelona del 15 de marzo al 25 de octubre, por todas las preocupaciones en torno al COVID-19.

Se esperaba que el Maratón de Tokio de este mes contara con 38 mil participantes pero se limitó a corredores de élite debido a la preocupación por el brote del virus en Japón, y a los espectadores del Maratón de Los Ángeles, celebrado a principios de este mes, se les aconsejó que practicaran distanciamiento social.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
Distrito de Salud quiere 3 mdd para insolar infectados de COVID-19 en un anexo

El propósito de la instalación es aislar a las personas que dan positivo pero que no necesitan ser hospitalizadas, o que han sido dadas de alta del hospital pero que aún necesitan estar bajo cuarentena, comentó el doctor Fermin Leguen, director de salud en funciones del Distrito.

 
Murren: Comando ayuda al estado a obtener suministros

Una nueva asociación público-privada ayudará a Nevada a asegurar suministros médicos y kits de pruebas necesarios para combatir la propagación del coronavirus, anunció el lunes el ex director ejecutivo de MGM Resorts International, Jim Murren.