Minorías marcan récord histórico de graduados de UNLV

La Universidad de Nevada Las Vegas (UNLV) vivió un acontecimiento histórico el día 16 de mayo, ya que por primera vez casi 3,000 estudiantes de distintas carreras lograron el sueño de graduarse de la universidad, un hecho sin precedentes en el sur de Nevada.

La directora de Estudios de Género y Sexualidad de UNLV, Anita Tijerina, dijo sentirse entusiasmada por formar parte de este acontecimiento.

“Estoy muy emocionada por el gran número estudiantes graduados pertenecientes al grupo de las minorías. Me encanta tener la oportunidad de trabajar con tantos estudiantes de distintos orígenes étnicos”.

2 mil 712 estudiantes cumplieron la meta de culminar sus estudios universitarios de los cuales el 53 % eran mujeres y el 68 % minorías, es decir, alumnos cuya ascendencia es de otro país.

“También estoy esperando con interés la oportunidad de seguir enseñando acerca de raza, clase y género en mis sesiones. Investigaciones demuestran que los estudiantes de primera generación, especialmente los estudiantes de color, logran un mejor desempeño cuando tienen mentores y profesores que pueden relacionarse con ellos al tener la competencia cultural en sus enfoques pedagógicos”, destacó Tijerina.

Se le denomina minorías a las personas que no son de origen anglosajón, en este caso son los estudiantes hispanos, afroamericanos, nativos y asiáticos quienes constituyeron de manera conjunta el mayor porcentaje de graduados.

Personas de todas las edades lograron el sueño de culminar sus estudios superiores, el alumno graduado de mayor edad contaba con 68 años.

Entre los egresados más jóvenes en terminar su carrera tenían apenas 19 años; uno de origen filipino y otro hispano.

Precisamente esta joven alumna cuya ascendencia es argentina y uruguaya, logró graduarse con honores debido a su alto rendimiento académico, motivo por el cual fue invitada a trabajar en el área hispana del laboratorio de Psicología de UNLV; su nombre es Briana Carbajal y compartió con El Tiempo su experiencia de cómo fue que culminó sus estudios antes que el resto de sus compañeros.

“Empecé la facultad cuando tenía 15 años y la razón por la que inicié tan temprano fue porque hice los últimos dos años de High School tomando clases universitarias; la escuela que tiene ese programa es CSN HS. Me siento bien, me gusta la idea de que hay más mujeres que se están graduando, muchas de las mujeres que se graduaron ya eran madres y es lindo ver que pueden hacerlo”.

“Para poder ser doctora en Psicología debo participar en un laboratorio de Neuropsicología o Neurociencia, lo que hago ahí es trabajar como asistente, encontrando personas para hacer estudios de cómo funciona el cerebro, específicamente me especializo en Psicología que tiene que ver con la audición, cognición auditiva”, comentó Carbajal.

Carbajal quien obtuvo su licenciatura en Psicología desea seguir conquistando sus sueños formando parte de la Universidad de Nevada Las Vegas. Ahora su meta es lograr ser doctora en Psicología sabiendo que de esta manera logrará un mejor futuro al tener la oportunidad de crear su propia oficina.

Un gran número de estudiantes denominados como minorías cuentan con padres trabajadores que han pagado un costo muy alto para que sus hijos puedan estudiar, varios de ellos con dificultades de idioma, educación académica limitada y aún bajo el anonimato de su estatus migratorio.

La estudiante mexicana Samantha Cruz quién a sus 23 años también obtuvo su licenciatura en Psicología, se pronunció feliz por ser parte de esta cifra histórica para una institución educativa local.

“Es inolvidable por ser hispana y graduarme; ser parte de algo bueno se siente hermoso. Tuve que trabajar e ir a la escuela, tenía que darme el tiempo para ambas cosas y fue difícil”, manifestó la joven graduada.

“Muchos jóvenes hispanos ven que sus papás ganan dinero y piensan que con eso ‘la van a hacer’, pero yo veía a mis papás trabajar muy duro para ganar cada dólar y yo no quería sufrir por las mismas cosas; quería tener una educación para ganar el dinero que necesito para mí familia”, concretó Samantha Cruz quien desea continuar con su preparación académica estudiando ahora la carrera de Criminología para en un futuro convertirse en psicóloga forense.

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like