‘Muchas jornadas, una familia’

Por iniciativa de Caridades Católicas del Sur de Nevada, el obispo Joseph Pepe encabezó una misa especial en la catedral ‘Ángel Guardián’ por el “Día de los Migrantes y los Refugiados”. Participaron siete extranjeros que en su idioma ofrecieron oraciones.

Al celebrar una misa a favor de migrantes y refugiados, el obispo Pepe, los sacerdotes que lo acompañaron y Caridades Católicas dijeron retomar el mensaje del Papa Francisco y multiplicarlo.

“Queridos migrantes y refugiados nunca pierdan la esperanza de que ustedes también merecen un futuro más seguro; que en su jornada encontrarán una mano extendida, y que podrán experimentar la fraternal solidaridad y la calidez de la amistad.

A todos ustedes, y a quellos que han dedicado sus vidas y sus esfuerzos a ayudarlos a ustedes, les doy mis oraciones y la bendición de mi apostolado”.

Esta es parte del mensaje del Papa Francisco con motivo de la ‘Jornada Mundial por el Migrante y el Refugiado 2018’” (14 de enero). Esta vez el lema fue “Dar la benvenida, proteger, promover e integrar a los migrantes y refugiados”.

Durante la misa el obispo Pepe dedicó palabras a lo que se denominó ‘muchas jornadas, una familia’. “Acabamos de celebrar la natividad de Jesús, y eso nos recuerda que la sagrada familia también fue migrante y refugiada. Jesús nació en un pesebre de Belén, sin grandes homenajes ni atenciones y luego por fuerza tuvo que emigrar con su familia”, dijo el obispo.

Entre los asistentes estuvieron representantes de la senadora

Catherine Cortéz Masto, y de los congresistas Dina Titus y Rubén Kihuen. La activista Astrid Silva, como miembro de Dream Big Vegas, asistió en solidaridad con los salvadoreños que perdieron la protección del TPS.

“La comunidad migrante e indocumentada acaba de tener otro golpe por la cancelación del TPS para salvadoreños, es una pesadilla este maltrato”.

La ‘dreamer’ destacó las palabras del obispo Pepe en el sentido de que María, José y su niño Jesús fueron migrantes y eventualmente refugiados también. “Recordar esto es importante porque hoy mucha gente ha tomado el tema de migración como una batalla política, y a final de cuentas hay familias”.

El obispo Pepe encabezó la misa acompañado de varios sacerdotes y diáconos, entre éstos Thomas Roberts, presidente de Caridades Católicas del Sur de Nevada quien leyó el evangelio. “…porque tuve hambre y sed y ustedes me dieron de comer y de beber… porque fui forastero y ustedes me acogieron…”

LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like