Niños sin hogar, un problema que atribuye a todos

El problema de los niños y jóvenes sin hogar en el ‘Estado de Plata’ es más grande de lo que se podría suponer, una organización no lucrativa que trabaja para encontrar soluciones a esta situación es Nevada Partnership for Homeless Youth (NPHY), quienes cada año atienden a más de 500 menores de edad en situación de calle. De acuerdo con esta organización, las escuelas del Condado Clark tienen registro de 14,000 infantes sin hogar.

“Por muchos años NPHY ha trabajado ayudando a niños sin hogar, aquí en Nevada tenemos uno de los peores problemas de niños sin hogar de todo Estados Unidos. Es un problema grande con niños que son víctimas de tráfico sexual o de un sistema educativo que no funciona para ellos. Hay niños que son víctimas de las guerras culturales, la comunidad LGBTQ y también con menores que tienen problemas migratorios”, comentó el director ejecutivo de NPHY, Arash Ghafoori.

Con el objetivo de crear un plan para mejorar la calidad de vida de dichas personas y concientizar a la comunidad sobre la realidad de esta situación, NPHY ha creado la campaña #BeTheMovement, la cual también hace mención a la división existente entre organizaciones, escuelas e instituciones gubernamentales que trabajan a favor de los menores de edad sin hogar.

Esta división se genera bajo el cumplimiento de la ley, ya que las normas exigen la confidencialidad de la información de cada individuo, situación que Ghafoori considera no ayuda para encontrar la solución al problema para cada niño.

“No es la culpa de nadie, pero estos sistemas están trabajando divididos y ese es un gran problema. Ningún sistema tiene la solución para poder ayudar a estos niños, entonces todos estos sistemas se tienen que integrar… Necesitamos que más personas sepan que este es un problema para poder solicitar más ayuda para decir que debemos encontrar una solución”, opinó Ghafoori.

El director ejecutivo NPHY agregó que no trabajar para ayudar a estos niños puede repercutir en que crecerán siendo adultos con problemas, lo cual también repercutiría en la sociedad al tener habitantes que no se gradúen de la escuela, no contribuirían con impuestos y de acuerdo a su situación incluso podrían llegar a la prisión.

“Necesitamos ayudar a estos niños en muchas maneras, la primera es con más camas y lugares para dormir. Las Vegas tiene a nivel nacional la más alta población de niños sin hogar que no tienen un refugio al cual acudir. Ellos siempre están pensando qué van a comer hoy o a dónde pueden ir que nadie los va a molestar”, dijo Ghafoori.

-Motivos por los cuales un niño termina viviendo en la calle

NPHY informó a El Tiempo que muchos infantes se convierten en indigentes de manera sorpresiva al no tener control de su vida. En la mayoría de los casos el problema se genera en familias disfuncionales, donde alguno de los padres tiene adicción a alguna sustancia nociva, lo que provoca agresividad con el menor. También sucede que algunos adolescentes se identifican como homosexuales y la misma familia los expulsa de su casa.

“Pueden ser cosas mucho peores como abuso sexual, abuso físico o que sus padres no les dan comida y no los dejan ir a la escuela”, sentenció Ghafoori.

En la mayoría de los casos, los menores salen de su casa sin sus documentos personales, por tanto no pueden inscribirse en la escuela u obtener un empleo, además de que les avergüenza confesar su situación debido a que pueden ser víctimas de acoso. Es importante mencionar que muchos menores sin hogar terminan siendo víctimas de explotación sexual.

-Necesaria la intervención de los legisladores

NPHY considera que las soluciones para estos niños pueden parecer simples, pero a la vez son difíciles de lograr, ya que son menores que se encuentran sin hogar durante su etapa como estudiantes de educación básica.

“Alguien necesita educarlos y están solos. Hay leyes que no trabajan para estos niños o hay leyes que necesitamos crear que no hay aquí pero sí en otros estados, debemos hacer un trabajo político. Otra cosa es el dinero, el gobierno no puede pagar todo eso, nosotros no podemos pedir todo ese dinero, necesitamos hacer sociedades públicas o privadas y poder trabajar con corporaciones y organizaciones para poder obtener más recursos”, mencionó el director ejecutivo de NPHY.

Ghafoori agregó que actualmente no existe igualdad en los servicios públicos. “Niños de color no reciben la misma ayuda que otro tipo de menores”.

-Labores de búsqueda

Con la finalidad de ayudar a quienes más lo necesitan, NPHY realiza recorridos por distintas zonas de bajos recursos del Sur de Nevada. El viernes 3 de agosto El Tiempo acudió con esta organización a una jornada completa de búsqueda, mediante una invitación exclusiva. Es importante mencionar que este tipo de actividades no son abiertas para los medios de comunicación.

El coordinador de NPHY, Rico Ocampo, es el encargado de dirigir dichos recorridos. “Cada viernes hacemos un evento, vamos a alguna comunidad en riesgo de drogas, pandillas y violencia. Damos recursos a los jóvenes que están ahí, recolectamos donaciones como desodorantes, ropa, comida, cosas básicas que a veces estos niños no tienen”.

Durante el recorrido por la zona de Cambridge, Ocampo informó que cada semana pueden encontrar de 80 a 100 niños sin hogar, por lo que tratan de entablar una relación de confianza con las personas que habitan en la zona para poder mandar su mensaje de ayuda comunitaria.

“Nuestra meta es empezar a construir una relación con estas comunidades, muchas veces cuando alguien va en la calle los niños no van a decir que tienen problemas, es porque no confían. Cuando vamos les empezamos a dar cosas que necesitan para vivir, entonces la confianza empieza a crecer y ellos ya nos pueden compartir muchas cosas que están pasando”, acotó Ocampo.

En esta jornada se pudo observar la labor de NPHY, quienes se acercan de manera amistosa con adultos sin hogar –quienes pueden conocer a menores en dicha situación- para ofrecerles algún producto básico y generar confianza, de esta manera se les puede solicitar ayuda para informarles a los infantes sobre los servicios de la organización.

Ocampo fue tajante en asegurar que no todas las personas que viven en la calle son adictos a sustancias nocivas o tienen antecedentes penales por hechos graves. “Hay diferentes categorías de jóvenes que tienen antecedentes penales. Sí hay quienes tienen antecedentes por tener un arma o por ofender a alguien. Pero también hay jóvenes que han sido detenidos porque tienen hambre, por ese motivo fueron a una tienda a tomar alimentos y no tenían dinero para pagar, ahí empezaron el ciclo de ir a la cárcel. En otros casos no tenían ropa y eso los llevó a ir a una tienda a tomar eso e irse”.

La jornada terminó en el centro comunitario Cambridge donde NPHY y voluntarios proporcionaron ropa, artículos higiénicos y alimentos a niños de escasos recursos.

-Recursos disponibles

NPHY cuenta con 10 edificios distribuidos en el valle, 7 de los cuales son habitacionales, 2 sitios para emergencias y 1 oficina en la cual los jóvenes pueden acudir durante el día para realizar actividades interactivas. Todo es sin costo alguno.

Parte de la labor comunitaria ha sido crear los Safe Place, los cuales se distinguen por un logotipo formado por un rombo amarillo con letras negras. Estos sitios se encuentran en autobuses de transporte público y tiendas Terrible Herbs.

Los menores sin hogar que necesiten ayuda pueden solicitar un viaje gratis en uno de estos autobuses hasta una tienda Terrible Herbs, en ese sitio la gerencia del lugar llamará a NPHY quienes acudirán para recibir al infante. Este servicio está disponible las 24 horas del día.

Para más información sobre Nevada Partnership for Homeless Youth visite www.nphy.org o llame al 702-383-1332, línea telefónica disponible las 24 horas.

LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like