No al asma infantil

El asma es una enfermedad crónica en los pulmones que inflama y estrecha las vías respiratorias, este padecimiento afecta a personas de cualquier edad. De acuerdo con la organización Chispa, una de las causas más comunes del asma es la contaminación, situación que afecta a distintos niños del ‘Estado de Plata’ como afectó a Arturo Gonzáles durante su niñez, quien actualmente tiene 21 años de edad y es estudiante de psicología.

“Crecí en Las Vegas, vivía entre Jones (Bouelvard) el Freeway 95, crecí con mi mamá, mi tía y primos. Yo sufría de asma, de pequeño tenía que tomar diferentes medicinas. Mi mamá era madre soltera, entonces trabajaba todo el día y llegaba tarde”, relató Gonzáles.

Desde pequeño, Arturo se percató de que él no era el único niño de su escuela que padecía de asma, ya que observó que a varios de sus compañeros también se les dificultaba hacer ejercicio o utilizaba el aparato inhalador.

“Es como si no puedes tomar aire, cuando corres y te detienes quieres respirar el más aire posible, así es como se siente; la enfermedad hace que los pulmones y bronquios estén más cerrados. Imagina que estás abajo del agua por casi un minuto y sales, necesitas aire, es en lo único que piensas, esa es la mentalidad de nosotros, que no estamos tomando el suficiente aire”, narró el joven estudiante.

Gonzáles compartió con El Tiempo que durante su infancia tuvo que faltar a la escuela en varias ocasiones, situación que fue complicada ya que su madre también tuvo que perder días de trabajo y gastar mucho dinero para atender sus necesidades.

Por este motivo, la organización Chispa Nevada ha iniciado la campaña ‘Clean Buses for Healthy Niños’, la cual consiste en solicitar al gobernador Brian Sandoval y a los legisladores estatales que los fondos provenientes de una multa de $24.8 millones de dólares pagada por el Fideicomiso de Mitigación Ambiental de Volkswagen sean utilizados para reemplazar autobuses escolares que usan diesel por vehículos eléctricos, así lo expresó su director, Rudy Zamora.

“Queremos ver autobuses eléctricos para que el ambiente de nuestros hijos sea un poco más saludable cuando vayan a la escuela y no se enfrenten a esa contaminación que arroja el camión de diésel cuando están esperando para subirse. Eso no va a ser suficiente para arreglar el problema y nosotros sabemos eso, pero queremos empezar a tomar un paso en la dirección correcta. Es como un efecto dominó, vamos a empezar con poco y esperamos llegar al estado completo”, sentenció el director de Chispa Nevada.

Es importante mencionar que la multa interpuesta a la empresa Volkswagen fue producto de una investigación federal que determinó que está compañía alteró el sistema que indicaba una producción menor a las emisiones de contaminación reales.

De acuerdo con un comunicado de prensa, esta situación fue calificada por Chispa Nevada como una ‘trampa en pruebas federales de emisiones de gases que contaminó el aire que respiran los residentes de Nevada con toxinas que aumentan enfermedades respiratorias’.

“En Nevada vemos que casi el 40 por ciento de niños latinos sufren de asma, el asma es la razón número uno por la cual no asisten a la escuela, si eso pasa el padre tiene que pedir el día que resulta en pérdida de la jornada de trabajo y sueldos.

En Nevada los niños sufren de asma igual que en cualquier otro estado, pero nosotros como organización estatal vemos que los niños latinos y afroamericanos son los que sufren más de asma porque son los que más viven en áreas del valle donde vemos compañías grandes o lugares donde se estacionan los camiones. Un camión escolar se debe calentar entre 15 y 30 minutos, quiere decir que mientras está encendido está soltando emisión, la cual puede llegar a una milla y media y si hay viento el smog puede llegar hasta cinco millas”, mencionó Zamora.

La propuesta de reemplazar los autobuses escolares ya ha llegado a la actual Legislatura de Nevada mediante la senadora Pat Spearman, quien introdujo el proyecto de ley S.B. 418 para solicitar mayor inversión en autobuses de cero emisiones. Esta propuesta deberá ser analizada para su aprobación por el Comité de Recursos Naturales del Senado de Nevada, de no haber respuesta al respecto durante la actual sesión legislativa, esta iniciativa quedaría eliminada.

“El Distrito Escolar del Condado de Clark gasta $7 millones de dólares en diesel cada año. Si reemplazamos los camiones a eléctricos, quiere decir que tienen esos $7 millones para hacer otras cosas como comprar un camión nuevo, empezar un ahorro o simplemente poner ese dinero en la educación de nuestros hijos.

Hemos hablado con los legisladores, hemos hecho llamadas a la oficina del gobernador, impulsamos a la comunidad para que le llamen al gobernador y le digan que ocupamos ese dinero de la demanda para que se reemplacen esos camiones. Es un esfuerzo bipartidista, no es una causa demócrata ni republicana, al final del día estamos tratando de asegurarnos que nuestros niños estén saludables y no sufran ataques de asma”, acotó Zamora.

El director de Chispa Nevada añadió que a nivel nacional el asma provoca gastos de hasta $59 millones de dólares debido a pagos de consultas médicas, compras de medicinas y horas de trabajo que los padres de familia pierden por atender a sus hijos.

A través de este medio de comunicación, Rudy Zamora envió un mensaje a los funcionarios públicos del ‘Estado de Plata’ sobre este tema; “El dinero existe, les estamos pidiendo que piensen en nuestros hijos, en los niños de Nevada. No les estamos pidiendo que nos den dinero, queremos que tomen la decisión correcta y piensen en el futuro de nuestros hijos”.

Por su parte la senadora estatal Pat Spearman dijo que es necesario que el dinero proporcionado por dicha multa sea destinado directamente a los proyectos que reducirán las emisiones a largo plazo para generar un ambiente más saludable para la comunidad.

“Esa es la razón por la que reemplazar y reconfigurar autobuses escolares que operan con diesel y ampliar el número de estaciones de recarga para vehículos eléctricos debe ser una prioridad absoluta para los fondos del Fideicomiso de Mitigación de Volkswagen.

Necesitamos la aprobación del gobernador Sandoval para ganar el apoyo de ambos partidos para este proyecto de ley”, manifestó la senadora Spearman a través de un comunicado difundido por Chispa Nevada.

 

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like