78°F
weather icon Clear

Principales demócratas del Condado Clark renuncian a medida que progresistas ganan terreno

Varios líderes clave dentro del Partido Demócrata del Condado Clark, incluida la presidenta Donna West y un puñado de jefes de juntas y comités ejecutivos, han renunciado, ya que el liderazgo progresista tanto dentro del condado como del estado ha aumentado en los últimos meses.

Gabrielle d’Ayr, que fue la primera vicepresidenta del partido del condado, confirmó que ha tomado oficialmente el puesto de West en un antiguo partido político demócrata del sur de Nevada. West le presentó su renuncia a d’Ayr en un correo electrónico el 30 de junio.

La nueva presidenta también recibió una renuncia de Matt Kimball, el tercer vicepresidente del partido, el 30 de junio. Otras salidas recientes incluyen a la tesorera Kara Freedman, que renunció el lunes, varios miembros del comité de reglas y estatutos del partido y su asesora legal, Elizabeth Brickfield.

D’Ayr se negó a dar a conocer las razones que estos miembros citaron para sus renuncias. Cada uno de ellos sigue siendo miembro del Partido Demócrata. West y Kimball no respondieron a las solicitudes de entrevistas.

Las renuncias vienen después de meses de luchas internas entre los progresistas y los demócratas del “establishment” por las plataformas políticas.

El establishment contra los progresistas

Tanto el partido del condado como el del estado surgieron de sus convenciones de 2020 con figuras del establishment y mayorías progresistas en sus juntas ejecutivas, ya que los partidarios del senador Bernie Sanders superaron en número a los candidatos más centristas debido a su gran victoria en las asambleas presidenciales del partido en febrero, y aunque Sanders no será el nominado del partido, sus partidarios están en posición de forzar sus políticas favoritas en las discusiones de plataforma que dicen que han sido dejadas de lado por años.

Tanto d’Ayr como su única diputada restante, la segunda vicepresidenta, Judith Whitmer, son delegadas de Sanders, al igual que los dos miembros restantes de la junta ejecutiva del partido del condado: el secretario de actas, Asbury Edens y la secretaria correspondiente, Sakina Turner.

Whitmer y d’Ayr afirmaron su apoyo al presunto candidato demócrata Joe Biden y a todos los demás demócratas de la candidatura de 2020 en entrevistas el lunes, pero ambas también subrayaron que una nueva ola de liderazgo progresista tendrá ahora un papel en el establecimiento de objetivos políticos.

“No me sorprende que la percepción sea que los delegados de Bernie se han hecho cargo”, dijo D’Ayr. “Pero todos somos gente de Biden ahora, independientemente de lo que ha sucedido, y estamos trabajando para asegurarnos de que no haya ningún hueco que cubrir”.

D’Ayr agregó que ha trabajado frenéticamente la semana pasada para acceder a la oficina del partido, a los medios sociales y a las cuentas bancarias después de las “sorprendentes dimisiones”. Nombró un nuevo consejero legal, el abogado de Las Vegas, Robert Kern, y está trabajando en la creación de una elección especial para las vacantes de liderazgo para la próxima reunión del partido.

“Nadie está pensando en nada pero tenemos mucho trabajo por hacer para asegurarnos que Donald Trump quede fuera de la presidencia y qué puedo hacer para ayudar”, señaló D’Ayr.

Las plataformas pro-palestinas fueron removidas

Whitmer y d’Ayr están de acuerdo en que las fricciones entre los progresistas y los miembros del establishment llegaron a un punto crítico en mayo, cuando revelaron que West cambió la plataforma acordada del partido para eliminar varias pro-palestinas sin una nueva votación. Ambas se pronunciaron públicamente en contra de la decisión, incluso convocando una reunión de la junta ejecutiva, a la que supuestamente West se negó a asistir, donde la mayoría progresista se opuso formalmente a la medida.

West y el Partido Demócrata del Estado de Nevada se negaron a reconocer esta oposición o incluso a explicar el cambio, subrayaron d’Ayr y Whitmer. West supuestamente hizo el cambio después de recibir una enojada llamada telefónica de “un funcionario electo”, relataron las dos.

“Los progresistas sienten que necesitamos más representación y aportes, por lo que estuvimos muy involucrados en estas propuestas de plataforma”, dijo Whitmer. “Queremos apoyar a los demócratas, pero queremos que apoyen nuestros principios y los principios del pueblo”.

Whitmer dijo que trabajó para mantener a más de mil de sus compañeros delegados de Sanders como miembros activos del partido, afirmando que Biden y otros candidatos demócratas dentro de este estado necesitarán el apoyo de los progresistas en noviembre. Este grupo presentó una lista de progresistas para los 10 puestos vacantes en el concejo ejecutivo del partido estatal, ganando nueve de ellos, incluyendo una victoria sobre Kimball.

Los progresistas ahora tienen la mayoría en las juntas estatales y del condado. Whitmer derrotó al presidente del Partido Demócrata del Estado de Nevada, William McCurdy II, quien fue respaldado por altos funcionarios electos, incluyendo a los representantes Susie Lee y Steven Horsford, para servir como presidenta de la delegación del estado en la Convención Nacional Demócrata.

El ex líder de la mayoría del Senado, Harry Reid, ocupó ese puesto en 2016.

¿Uvas agrias?

“El partido estatal debería estar contento con esto”, comentó Whitmer. “Nos acusan de no querer hacer el trabajo para que los demócratas sean elegidos, pero una vez que ganamos, ahora vemos estas renuncias porque no quieren trabajar con nosotros”.

Añadió que los progresistas de Nevada se han estado organizando durante años para asegurar un nuevo nivel de cooperación con los demócratas del establishment a cargo de los partidos locales, estatales y nacionales.

“Nuestro objetivo principal era que todos tuvieran un asiento en la mesa, y ahora nos lo hemos ganado”, recalcó Whitmer.

La vocera del partido estatal, Molly Forgey, agregó que esperaba con interés trabajar con d’Ayr y el resto de los miembros de la junta ejecutiva del condado, diciendo que McCurdy y el liderazgo del partido estatal han trabajado duro desde 2017 para “construir una plataforma de unidad” después de una temporada de elecciones primarias de 2016 muy disputada.

Forgey dijo que la nueva composición de las juntas ejecutivas del condado y del estado tiene sentido dado el éxito de Sanders en Nevada. McCurdy celebró recientemente una reunión digital con la junta estatal para darles la bienvenida, añadió.

Mencionó que el partido ha trabajado para incluir a los progresistas en los roles de liderazgo y formulación de políticas. Uno de los miembros del Comité Nacional Demócrata, Alex Goff, fue delegado de Sanders en 2016, por ejemplo.

“Hemos trabajado para incluir tanto a las voces progresistas como a las moderadas, y nuestro partido es un reflejo de ello”, concluyó Forgey.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
Unidad en la diversidad

Agosto es el Mes Nacional de Concientización sobre Donantes minoritarios (NMDAM, por sus siglas en inglés), debido a que está a la vuelta de la esquina, Nevada Donor Network hace difusión, como cada año, del mensaje que salva vidas.

Niegan distritos escolares las protecciones de responsabilidad por coronavirus

Los distritos escolares no obtendrán inmunidad legal frente a las demandas por COVID-19 y podrían ser considerados responsables si los maestros, empleados o estudiantes de las escuelas públicas contrajeran el virus.

Mercado inmobiliario de Las Vegas “caliente” pese a la pandemia

El mercado inmobiliario de Las Vegas está “caliente” pese al efecto devastador de la pandemia de coronavirus en la economía, ya que las ventas totales aumentaron y los precios alcanzaron otro máximo histórico el mes pasado, según un nuevo informe.

Las Aces se alzan frente a las Washington Mystics

Wilson encestó 20 puntos y logró ocho rebotes mientras las Aces escalaron por encima de .500 por primera vez con una victoria de 83 a 77 sobre las campeonas defensoras de la WNBA en IMG Academy en Bradenton, Florida.

Legisladores de Nevada declaran el racismo una crisis de salud pública

En medio de un recuento nacional de la violencia policial contra los afroamericanos y la continua pandemia de COVID-19, la Legislatura de Nevada declaró el racismo como una crisis de salud pública en una resolución aprobada por ambas cámaras el miércoles.

Fueron días de incertidumbre y mucho miedo

“Los primeros días tuve mucho miedo, incluso a perder la vida, pero por otro lado me hizo reflexionar sobre los logros obtenidos e, incluso, haber contraído el COVID-19 hace que veamos qué tan frágiles somos en muchos aspectos”, comentó a El Tiempo Margarita Chaidez Martínez, presidenta de la Federación Duranguense de Nevada, luego de haber estado enclaustrada 14 días como consecuencia de haberse contagiado de coronavirus.