¿Qué hago si mi auto tiene un Recall?

Cuando una persona compra un automóvil, tiene toda la esperanza de que sea su aliado durante muchos años. Lamentablemente, ciertas situaciones pueden empañar este momento, como las dificultades en la negociación o la escasa disponibilidad de ciertos modelos en el mercado.

No obstante, hay un problema que cada vez es más frecuente y que puede resultar muy frustrante: estamos hablando de los recall. ¿Qué se esconde detrás de este anglicismo? Una falla masiva que afecta a miles por igual y que puede molestarte si no sabes cómo manejarla.

Se le llama recall al proceso por el cual un fabricante de automóviles lanza un llamado de atención a los dueños de vehículos de un determinado modelo que han salido de la fábrica con una falla específica que atenta contra su rendimiento.

En otras palabras, un recall es un llamado a reparación que se hace desde la misma fábrica para que los dueños acudan a talleres especializados a solucionar el problema que se pasó por alto al momento de fabricarlo. Es una verdadera molestia enterarse que el automóvil que compraste tiene que ser reparado al poco tiempo que lo adquiriste y más si no es culpa tuya. No obstante, es muy importante acudir a la reparación.

¿Qué debe hacer el propietario de un auto con recall?

La forma de actuar dependerá exclusivamente de la falla en sí misma. Si es un problema que afecta a algún sistema esencial (como los de seguridad o el propio motor), la misma concesionaria o sus talleres deberían hacerse cargo de la reparación. Así, la acción es sencilla: lleva tu auto al lugar donde lo compraste o a un taller oficial para que lo arreglen.

Ahora bien, si compraste alguno de los vehículos afectados y se desplaza bien y no hay luces de advertencia parpadeando en el tablero de instrumentos, puedes seguir utilizándolo por un tiempo. Tu concesionario te informará cuando el parche que soluciona este problema esté disponible para instalar y podrás acudir en cualquier momento a realizar el arreglo. Eso sí, no dejes pasar mucho tiempo porque la falla puede traer graves consecuencias futuras.

¿Todos los modelos afectados por un recall presentan la falla que lo origina?

No necesariamente. Los recall se originan cuando muchas unidades de un mismo modelo presentan una misma falla. Así, los fabricantes prefieren gastar un poco más y arriesgar a que hay más unidades que pueden tener este inconveniente y, así, hacen extensivo el llamado a todos los dueños del modelo afectado.

Por tanto, puede que el auto que compraste y tenga un recall pendiente no tenga necesidad de ser intervenido. No obstante, lo mejor que puedes hacer es asegurarte y llevarlo a un taller. No perderás nada más que tiempo y si bien es una molestia, estarás seguro que tu auto estará en óptimas condiciones de manejo.

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like