76°F
weather icon Clear

Remover decanos de las escuelas del Condado de Clark plantea riesgos de seguridad, aseguran críticos

La eliminación de decanos en las secundarias y preparatorias del Distrito Escolar del Condado de Clark (CCSD) eliminará a los empleados que son críticos para combatir la violencia y abordar los problemas de disciplina, lo que obligará a los equipos administrativos escolares que ya están sobrecargados de trabajo a hacer más, advierten los empleados del distrito.

El plan anunciado el lunes por el Superintendente Jesús Jara eliminará a los 170 decanos de las escuelas el próximo año para eliminar un déficit de casi 17 millones de dólares. Llegó al final de una sesión legislativa que inyectó más dinero a las escuelas públicas. Pero eso no fue suficiente para que el distrito proporcionara aumentos prometidos y equilibrara su presupuesto, lo que llevó al plan a deshacerse de los decanos.

Pero algunos empleados, incluidos los directamente afectados por la acción, argumentan que perder a los decanos pondrá en riesgo la seguridad de los estudiantes, dejando a menos adultos en el campus para abordar el bullying, el comportamiento suicida o los asuntos de disciplina general.

“Mi trabajo realmente es la seguridad escolar”, dijo un decano, quien habló bajo condición de anonimato para evitar cualquier repercusión durante la próxima búsqueda de trabajo esperada. “Entonces, cada vez que un maestro tiene un problema de comportamiento en un aula o si hay algún tipo de interrupción en el campus, si hay una pelea, me ocupo de todas ellas. Si hay drogas en el campus, me ocupo de eso”.

El recorte también implica decisiones difíciles para los líderes escolares, que podrían tener que ser creativos para financiar un apoyo adicional, incluido el uso de dinero de puestos de enseñanza vacantes.

“Se convierte en un enigma”, señaló Dave Wilson, director de la preparatoria Eldorado en Las Vegas, donde ahora habrá tres administradores para dos mil 200 estudiantes. “¿Te das la vuelta y usas ese dinero que estaba destinado a los maestros para comprar apoyo adicional, o dejas que las cosas se desmoronen?”

Deberes de un decano

Como administradores de entrada, los decanos son empleados de 10 meses al año con salarios iniciales de 60 mil 760 dólares con un rango de responsabilidades desde confiscar armas de estudiantes hasta evaluar maestros.

Tratan ampliamente los temas de seguridad, revisan las sugerencias de peligro potencial que se transmiten a las escuelas a través del programa SafeVoice o investigan las acusaciones de bullying escolar, las cuales requieren una respuesta adecuada e inmediata según lo establecido en la ley estatal.

La pérdida de los decanos se produciría en medio de un aumento de la violencia escolar en el distrito. Apenas un mes después del último año escolar, un estudiante de Cheyenne High School mató a tiros a un estudiante de Canyon Springs High School en los terrenos de la escuela.

El distrito, que más tarde comenzó a buscar estudiantes al azar, también terminó el año con un aumento en el número de armas de fuego encontradas en el campus.

“Nada bueno para las escuelas ni los estudiantes sucederá debido a esta decisión”, escribió Stephen Augspurger, director ejecutivo de la Asociación de Administradores Escolares y Empleados Profesional-Técnicos del Condado de Clark, en una carta a los miembros el martes.

“El superintendente Jara recientemente declaró que mantendría los recortes presupuestarios del CCSD tan lejos del aula como fuera necesario. Tal vez el superintendente no entienda realmente el trabajo importante y crítico realizado por sus administradores escolares”.

El sindicato está explorando una posible acción legal al respecto, escribió Augspurger.

Los decanos serán colocados en posiciones de enseñanza disponibles si así lo eligen, lo que podría significar una pérdida de miles de dólares en salario.

Mientras tanto, los administradores se preguntan cómo lidiarán con el mal comportamiento de los estudiantes y manejarán problemas importantes como las peleas, incluso con el apoyo de los monitores de seguridad del campus, los consejeros escolares y los trabajadores sociales.

“No sé cómo espera que todo eso sea tratado sin decanos allí”, advirtió el decano al Review-Journal. “No creo que los niños empiecen a comportarse mágicamente de manera diferente solo porque ya no existe esa posición”.

La eliminación de los decanos también probablemente se extienda para afectar a los subdirectores en algunas escuelas porque algunos directores han promovido a los decanos a la posición de 11 meses al año que viene con un salario más alto. El sindicato de administradores estima que podrían eliminarse aproximadamente 25 subdirectores secundarios.

El distrito ha tenido que recortar más de 100 millones de dólares solo en los últimos dos años, y muchos de esos recortes provinieron de los servicios centrales, anunció el gerente de finanzas del distrito, Jason Goudie. Aun así, los funcionarios continúan buscando ahorros adicionales, especialmente en los servicios centrales, para reducir el déficit estimado de 17 millones de dólares para el año escolar 2020-21.

“Pero ya hicimos mucho de eso en los últimos dos años”, comentó sobre la oficina central. “De ahí es de donde proviene la gran mayoría de nuestros cortes”.

La Unión se alivia con la amenaza de huelga

Mientras tanto, el sindicato de maestros no cancela su amenaza de huelga el próximo año escolar, aunque mencionó el martes que no considera la pérdida de los decanos como algo que tendrá un impacto negativo directo en las aulas.

En una declaración, la Asociación de Educación del Condado de Clark observó que el distrito usará nuevos fondos de seguridad escolar aprobados por la Legislatura para asignar más recursos a las preparatorias y secundarias.

“Respaldamos la decisión tomada por el superintendente y la Junta de Fideicomisarios, y entendemos que no son fáciles, pero todas las partes sabían que el CCSD tenía un déficit presupuestario”, criticó el sindicato. “Ningún empleado perderá su trabajo, la seguridad escolar no se verá comprometida”.

Pero algunos administradores dicen que los nuevos fondos no compensarán la pérdida de un decano que se conecta con los estudiantes porque parte de ellos se destinará a mejorar la seguridad de los edificios.

Aproximadamente 33 millones de dólares que la Legislatura asignó a la seguridad escolar financiará subvenciones para trabajadores de salud mental con licencia y oficiales de policía en las escuelas. Otros aproximadamente 17 millones de dólares proporcionarán subvenciones para mejoras de instalaciones.

“No se puede comprar asistencia socioemocional”, expresó John Anzalone, director de Sierra Vista High School, que perderá dos decanos. “No puedes comprar eso, eso es algo personal. Es un elemento humano”.

Mover esos deberes a los directores y subdirectores también significa menos apoyo o retroalimentación para los maestros, dicen algunos directores.

Con la pérdida de sus decanos, Anzalone advirtió que él y sus tres subdirectores tendrán que supervisar a otros 50 empleados entre ellos.

“Lo que es factible”, concluyó. “Simplemente hace que sea más difícil trabajar con maestros con dificultades de esa manera, y es más difícil proporcionar comentarios de calidad porque estamos muy estirados”.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.