Salario Mínimo y la iniciativa AB456

Con 12 dólares la hora en la mira de legisladores, el incremento al salario mínimo será obsoleto, dentro de cuatro años, cuando entre en efecto –de aprobarse- la iniciativa de ley AB456. Lo anterior de acuerdo al joven José Martínez y Lori Codell, quienes sugirieron un incremento que llegue a los 15 dólares y amortice la galopante inflación.

La iniciativa fue discutida en sesión ordinaria el miércoles 10 de abril de 2019, en Carson City ante el Comité Legislativo de Comercio y Trabajo. En esta ciudad, simpatizantes y opositores acudieron al edificio estatal Grant Sawyer, donde expusieron –vía circuito cerrado- sus inquietudes.

La Iniciativa AB456, remitida al comité de legisladores, entre los que se encuentran Sandra Jáuregui y Susie Martínez, revisa las disposiciones que regulan el salario mínimo requerido para los empleados que trabajan en Nevada.

El efecto de la medida puede tener impacto en el terreno fiscal.

La ley dice que se pagará a los trabajadores en empleos privados, dentro del estado de conformidad con la norma NRS 608.250. El Comisionado de Trabajo se asegurará de que el salario mínimo para cada empleado -a quien se apliquen esas seis regulaciones- se incremente en 75 centavos cada año hasta que el salario mínimo llegue a: en un primer caso, 12 dólares si el empleador no ofrece seguro de salud y 11 dólares si el empleador ofrece seguro de salud.

La implementación de la ley entraría en vigor en enero del próximo año.

Si algún empleador le paga a un trabajador una cantidad menor que el salario mínimo prescrito conforme a las disposiciones de la NRS 608.250, el empleado puede, en cualquier momento dentro de 2 años, iniciar una acción civil para recuperar la diferencia entre el monto pagado al empleado y el monto del salario mínimo en contra del empleador.

Un contrato entre el empleador y el empleado o cualquier aceptación de un salario menor por parte del empleado no es un impedimento para la acción.

Si el empleado prevalece en una acción civil presentada, el empleado tiene derecho a todos los recursos disponibles en virtud de la ley o en la equidad apropiada, para remediar la violación por parte del empleador; que puede incluir, sin limitación, pago retroactivo, daños y perjuicios, reintegro o recurso judicial y además, el tribunal deberá otorgarle al empleado los honorarios y costos razonables del abogado.

De aprobarse, como lo mencionamos líneas arriba, esta ley entrará en vigencia el 1 de enero de 2020.

Entre quienes ofrecieron sus testimonios de apoyo, destacaron Lupe Guzmán, Eduardo Montoya y Annette Magnus, los dos primeros de la organización Make The Road Nevada y la tercera directora ejecutiva de Battle Born Progress. Por el contrario, entre quienes se oponen estuvieron Sara Fernández, Laura Nowlan y Eddie Díaz, este último director de campo de The Libre Initiative.

La señora Lupe Guzmán compartió a El Tiempo que “soy miembro de la organización Make The Road Nevada, estoy aquí en apoyo a la Ley AB456, soy uno de miles de trabajadores que serán –positivamente- afectados directamente al ser aprobada la iniciativa de ley. Trabajo en un Carl’s Jr. en el Strip, en el turno de medianoche, el llamado ‘graveyard’, y por esa razón no puedo ver a mis hijos durante el día”.

El salario mínimo actual debe ser incrementado, continuó, ya que, como madre de seis hijos, es duro proveer con las necesidades básicas de mi familia, y trabajar más horas no es la solución. Nadie puede sobrevivir con $8.25 la hora, sobre todo, en momentos en que los costos de vida se van incrementado de manera dramática.

“Como madre de familia no puedo darles a mis hijos lo que necesitan, los momentos más difíciles se presentan al llegar las festividades, los cumpleaños y otras ocasiones especiales”, puntualizó, agregando que “durante el invierno escasea la comida en nuestra mesa, por lo que tenemos que recurrir a la despensa para sobrevivir. Mi auto se descompuso y no he podido repararlo, la verdad se me rompe el corazón de ver cómo mis hijos se van caminando a la escuela. Necesitamos que ustedes muestren coraje político y apoyen a las familias trabajadoras de Nevada, yo creo que, cuando la iniciativa pase, veremos familias contentas y la economía se fortalecerá. Aprueben la AB456 porque necesitamos urgentemente el incremento salarial”, terminó diciendo la señora Lupe Guzmán.

Por otro lado, Jim Rees, en representación de la Asociación de Restauranteros de Nevada, y propietario de seis restaurantes en el estado expresó “no estamos aquí para oponernos a la iniciativa de ley que incrementara en salario mínimo, estamos aquí para oponernos a la manera en que se escribió la iniciativa. Por ejemplo, quiero pedirles a los legisladores que entiendan perfectamente qué es el crédito por propinas y la importancia que tiene en la industria del servicio de comida. Hay solo siete estados en la Unión Americana que no tienen el ‘tip credit’, y eso habla por sí sola de la necesidad de hablar del tema, la razón de por qué existe. Como restauranteros debemos pagar impuestos sobre las propinas que declaran los empleados. Otra cosa muy importante es la relacionada al horario de trabajo en ciclos de 24 horas, el que limita emplear a una misma persona en dos diferentes horarios, por ejemplo, desayuno y cena, porque estaría incurriendo en pago de tiempo extra y eso debe ser considerado al incrementar el salario mínimo”.

Los legisladores también escucharon los testimonios de Laura Nowlan, quien acudió en representación de Nevada Hispanic Business Group, ella manifestó que “soy inmigrante, residí en California y vivo en Las Vegas desde hace 14 años, en la visión de una operadora de pequeños negocios, entre más regulaciones nos pongan, será mucho más difícil hacer que América crezca económicamente, somos el latido del corazón de los Estados Unidos. Necesitamos enfocarnos en educar y entrenar a la fuerza de trabajo, no podré contratar a un joven que haya abandonado la escuela para entrenarlo y pagarle el salario mínimo, son muchos factores los que involucran el proceso de integración laboral”.

Nwlan ejemplificó que “contraté a una joven que ganaba 18 dólares por hora en California, vino a Las Vegas para emplearse conmigo por 9 dólares la hora, ¿por qué? porque allá están poniendo muchas regulaciones y la gente se muda a otras partes, como Nevada. Hay que poner atención en el efecto que ocasionará esta medida».

Contacte a Frank Alejandre en: falejandre@eltiempolv.com, o siga la cuenta de Twitter de El Tiempo: @eltiempolv.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like