Transcripciones detallan caso de abuso sexual contra oficial de Las Vegas

Antes de que el detective Bret Theil del Departamento de la Policía Metropolitana fuera acusado de asalto sexual y cargos de secuestro, utilizó su posición de autoridad en un esfuerzo urgente por localizar a la víctima desaparecida, de acuerdo con las transcripciones del gran jurado recientemente publicadas.

El detective ahora suspendido contrató a un abogado y un investigador privado a principios de enero de 2017, y las transcripciones indican que contó con la ayuda de otras personas para acceder a una base de datos que podría ayudarlo a encontrar a la víctima antes de hablar con la policía del Norte de Las Vegas.

Pero Theil, que trabajó en la división de tránsito, nunca presentó un informe de personas desaparecidas, y el investigador privado la encontró antes que los detectives del Norte de Las Vegas.

Se tuvo acceso a una base de datos de inteligencia conocida como SCOPE, que contiene información personal y de direcciones, para buscar a la víctima, ya sea en las oficinas centrales de la Policía Metropolitana o en una subestación y oficina en la Universidad del Sur de Nevada (College of Southern Nevada), según el testimonio de Carey McCloud, detective del Norte de Las Vegas.

La vicefiscal de distrito Stacy Kollins preguntó: “¿Sabes si la policía estuvo involucrada en buscarla?”

McCloud respondió: “Solo sus amigos, por lo que entiendo”.

Las transcripciones de una investigación de cuatro meses del gran jurado revelaron detalles sobre los años de abuso sexual que sufrió la niña, desde los 8 hasta los 19 años.

El abogado defensor Craig Mueller se negó a comentar sobre el testimonio del jurado. Comentó que no tenía suficiente conocimiento sobre las acusaciones y que no había revisado las transcripciones.

Theil, de 38 años, fue acusado este mes de seis cargos de secuestro en primer grado; cinco cargos de lujuria con un niño menor de 14 años; seis cargos de agresión sexual con un menor de 14 años; cuatro cargos de agresión sexual con un menor de 16 años; cuatro cargos de agresión sexual; y dos cargos de abuso infantil, negligencia o peligro.

Fue arrestado después de un enfrentamiento en el valle noroeste. Los cargos por delitos mayores en su contra tienen posibles condenas de cadena perpetua, y está detenido bajo fianza de $1 millón mientras espera el juicio.

Cuestionado por los detectives del Norte de Las Vegas, Theil llamó a la víctima “inestable” pero “veraz”, testificó McCloud.

La víctima testificó que en uno de los ataques más recientes, Theil utilizó esposas emitidas por la policía para asegurarla en una escalera con literas durante aproximadamente una hora mientras la regañaba.

Antes de obligarla a realizar actos sexuales con él, de acuerdo con el testimonio, a menudo usaba su posición de autoridad como intimidación. Un elemento de seguridad de la Policía Metropolitana desde agosto de 1998, Theil se quitaría su uniforme de policía y degradaría a la víctima, a veces estallando en ataques de ira, confesó.

Debido a su trabajo, su respeto entre los vecinos y el alijo de armas que sabía que conservaba, tenía miedo de contarle a alguien sobre el abuso continuo, indicó.

“Me sentí agotada”, testificó. “Sentía temor de lo que sucedería si le contaba a alguien, y no sabía si me creerían”.

El primero de más de 50 encuentros sexuales forzados, incluidos 10 después de cumplir 18 años, ocurrió dentro del baño de la casa de su amigo, expresó.

En otro incidente, Theil supuestamente golpeó a la niña en la boca, causando que sangrara.

En un momento dado, él usó una cuerda de plástico roja y lisa para atar sus manos a la parte inferior de un banco de abdominales, afirmó ella.

A menudo, Theil observaba pornografía en su teléfono celular o portátil mientras abusaba de ella, según el testimonio de la víctima, a veces arrastrándola por el pelo hasta someterla.

“Si luché con él”, dijo, “me temía que probablemente me noqueara”.

 

LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like