Tu salud en tus manos

La semana pasada escribí sobre cómo el 31 de marzo es la fecha límite para obtener cobertura en el nuevo Mercado de Seguros Médicos. Aún tienes tiempo, así que ve al mercado para averiguar si cualificas para recibir Medicaid, el seguro de salud gratuito o casi gratuito de tu estado; si cualificas para recibir ayuda financiera del gobierno para comprar un plan; o si existe una opción mejor para ti que la que tienes actualmente. Esta será la última oportunidad para muchos de usar el Mercado de Seguros Médicos para inscribirse para obtener cobertura en el 2014.

Dado que la fecha límite está a la vuelta de la esquina, quiero hablar de las consecuencias de no inscribirse en un plan. Como quizás sepas, la Ley de Cuidado de Salud Asequible requiere que las personas que sean ciudadanas o residan legalmente en el país tengan un seguro de calidad fiable para el 31 de marzo o, de lo contrario, paguen una multa. Sin embargo, la ley hace ciertas excepciones.

El propósito de la ley, después de todo, es exhortar a las personas que pueden comprar seguro a que lo compren, no castigar a las personas que ya pasan dificultades y no pueden costearlo. Por esa razón, la ley exonera a aquellas familias que enfrentarían una carga onerosa si tuvieran que pagar tanto sus gastos de vida ordinarios como un seguro de salud. La ley no aplica, por ejemplo, a personas que ganan muy poco; que deben hacer un gasto desmedido para comprar seguro; que han tenido dificultades para pagar el alquiler o han enfrentado la pérdida de su hogar por no pagar su hipoteca; que están cuidando de un familiar enfermo o incapacitado; o que no han podido pagar cuentas médicas en los pasados dos años.

La ley tampoco aplica, entre otras razones, a personas que no residen legalmente en el país, que no están cubiertas por un seguro durante solo tres meses del año, que pertenecen a una tribu de indios norteamericanos, o cuyas creencias religiosas invalidan el uso de un seguro. Para recalcar, la multa aplica a aquellas personas que pueden pagar un seguro de salud y deciden no comprarlo. Según estimados, solo un número pequeño tendrá que pagar la multa. En el 2014 se usará uno de dos métodos para calcular la multa: las personas sin seguro o exoneradas pagarán entre $95 y $285 por familia o 1% de sus ingresos anuales, la cifra que sea mayor.

El asunto de si la ley le aplica a uno o no puede ser complicado, pero recibir una exoneración si cualificas y no puedes pagar cobertura de salud te ayudará y ayudará a tu familia a ahorrar dinero al momento de pagar impuestos. Sé que puede ser abrumador, pero por suerte puedes averiguar si cualificas al solicitar cobertura en el Mercado de Seguros. Tienes hasta el 31 de marzo para solicitar cobertura, pero no debes hacer nada esto con prisa. Mientras más pronto entiendas tus opciones de cobertura, mientras más pronto entiendas si necesitas pagar la multa o cualificas para no tener que pagarla, o si cualificas para recibir ayuda financiera para obtener cobertura, más segura estará tu familia este año. Tu mercado es la puerta a encontrar respuestas a tus preguntas y comparar todas tus opciones. Así que no esperes más y visita tu Mercado de Seguros de Salud lo antes posible.

Sinsi Hernández-Cancio, abogada, analista de políticas de salud, y mamá, tiene casi 20 años de experiencia luchando a favor de la igualdad de los derechos para las mujeres y las familias hispanas, y actualmente es la Directora de Equidad en Salud de Families USA, una organización sin fines de lucro no partidista que aboga por mejorar el acceso a cuidado de la salud de alta calidad para todos.

Envíale tus preguntas directamente a preguntas@familiesusa.org.

Para obtener más información, visita www.cuidadodesalud.gov o llama al 1-800-318-2596. Para encontrar a un ayudante autorizado que brinde asistencia individual en persona cerca de ti, visita https://ayudalocal.cuidadodesalud.gov.

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like