Un padre, un guerrero de la vida

El 2015 fue de emociones contrastantes para el mexicano Eddie Vargas. Durante ese año pudo cumplir con una de sus metas, graduarse de la carrera de Periodismo en la Universidad de Nevada Las Vegas (UNLV).

Sin embargo, en ese mismo periodo la vida le puso una prueba muy difícil, quedarse como padre soltero, con una niña que en ese entonces tenía solo siete meses de nacida.

Eddie recuerda el día en que su pareja, Nancy Ojeda (QEPD), le dio una noticia que cambiaría su vida, iba a ser padre a los 31 años de edad; “Tenía en mi mente ser padre hasta después de los 35 años, ya con mi carrera terminada, fui padre en el último año que estuve en la universidad. En principio me dio miedo, no sabía si estaba listo, no estaba en el punto de mi vida que quería estar. Quería estar en una ciudad más grande, con un mejor salario, me puse muy nervioso, pero no fue tan difícil como pensaba” dijo Eddie a este medio.

Eddie y Nancy dieron vida a una bebé que actualmente tiene dos años y medio de edad, a quien llamaron Julissa Rose, una niña que le dio a Vargas una visión distinta de la vida y de lo que es el verdadero amor.

“Fue algo maravilloso, es un amor que nunca en mi vida pensé que existía, para mí es el amor más grande de mi vida, siempre piensas que las personas que quieres más es a tus padres hasta que te conviertes en padre y te das cuenta que es el gran amor de la vida, un amor que nunca termina”, expresó Vargas.

En junio del 2015 una tragedia sacudió la vida de la familia Vargas Ojeda, en ese entonces, además de la bebé Julissa, Nancy de 27 años tenía una hija mayor producto de una relación previa, las tres vivían felizmente con Eddie, sin embargo, un día todo cambió.

“Nancy estaba saliendo del trabajo (hotel y casino Circus Circus), cuando un carro la atropelló camino a su vehículo, duró en el hospital una semana y después dijeron oficialmente que ya no iba a regresar. Ella estaba embarazada, esperábamos un niño. Su hija tenía 11 años cuando ella falleció. Ella tiene a su papá, hasta este día tenemos una relación muy buena, después de lo que sucedió ella se tuvo que ir con su padre, pero sigue en comunicación con mi niña y yo voy a todas las reuniones de la familia de Nancy, es como si ella todavía estuviera aquí”, relató Vargas.

En ese momento, Eddie tendría que enfrentar un nuevo reto, ser padre soltero y guiar los pasos en la vida de su pequeña hija, tarea para la cual ha recibido la valiosa ayuda de su madre y su suegra.

“Me dio más miedo, naturalmente las mujeres saben cómo ser mamás, es algo que tienen, siendo hombre me dio mucho miedo, ¿cómo lo voy a hacer?, ¿qué voy a hacer?, necesito a alguien que me ayude en este proceso”, dijo Vargas.

Este padre y periodista relata que su hija le ha enseñado a seguir adelante sin importar las dificultades que se puedan enfrentar, y dice que es gracias al amor que recibe de su niña que tiene las fuerzas necesarias para seguir adelante ante cualquier adversidad.

“Gracias a Dios tengo mucha ayuda de mi mamá y mi suegra, también tengo una niñera. Todos los días me despierto con mi hija, le doy de comer, la baño, convivo con ella antes de irme al trabajo y dependiendo del día se queda con mi mamá o la llevo con la niñera o mi suegra. Ella sabe que cuando llega mi día de descanso convivo con ella, la llevo al parque o a diferentes partes de la ciudad”, acotó Vargas.

Uno de los momentos más emotivos que ha vivido como padre, es cuando después de que su hija Julissa cumplió el primer año logró caminar, posteriormente pronunció sus primeras palabras, las cuales fueron ‘papá y mamá’, ambas dedicadas a Eddie.

“Me cambió la vida completamente, primero me acababa de convertir en papá y después me quedé sólo, con una niña. El esfuerzo que he tenido que hacer para salir adelante es por mi niña, siempre pienso que Dios sabe porqué hace las cosas, él pensaba que yo podía lograrlo, lo estoy haciendo y voy a seguir haciéndolo”, dijo Vargas.

Naturalmente la pequeña Julissa irá creciendo y llegará el momento en que le haga ciertas preguntas a su padre, principalmente sobre su mamá. Situación para la cual Eddie dice estarse preparando sabiendo que no será un cuestionamiento sencillo de explicar.

“Voy a esperar hasta que madure y tenga la edad suficiente para entender lo que pasó, fue una tragedia tan fea que es muy difícil decirle, y más que todo que debía estar un hermano con ella. Le digo que su mamá está en el cielo, le enseño fotos y le digo que su mamá está con Dios, pero voy a esperar para decirle cómo fue todo.

Si le pregunto ¿dónde está tu mamá?, ella dice que ‘en el cielo’, al momento es lo que entiende. Tengo muchas cosas guardadas para ella, videos y fotos de su mamá, el día que comience a preguntarme le voy a mostrar poco a poco quién era su madre. Más que todo es su hermana mayor la que va poder explicarle quién era su mamá”, comentó Vargas.

Ahora a sus 33 años de edad, Eddie sabe que para ser padre no hay un manual, es un aprendizaje diario que puede dar preocupaciones pero sobretodo gratificaciones al ver que todo el esfuerzo realizado ha valido la pena.

“Es lo más bonito en la vida, siendo papá tus hijos son parte de tí, son lo que eres tú y tú eres el ejemplo para ellos, la persona que les va a enseñar todo en la vida, cómo ser humanos, cómo ser respetuosos, cómo aprender en la escuela, cómo se debe vivir la vida”, añadió Vargas.

El Día del Padre se aproxima y Eddie Vargas planea celebrarlo con su padre y su abuelo, además de su hija. No obstante recuerda con nostalgia los dos años anteriores que le ha tocado conmemorar este día.

“El año pasado solo mi niña y yo fuimos a comer. Mi primer año como padre Nancy me llevó a comer, para mí siempre va a ser el mejor Día del Padre porque fue el único año que pude celebrarlo con ella”, mencionó Vargas.

Eddie, quien además fue miembro de las Fuerzas Armadas, agregó que actualmente continúa en comunicación con la hija mayor de su difunta pareja, manifestándole apoyo y la intención de que siempre mantengan una convivencia con Julissa.

“Le pregunto que cómo le va en la escuela, en su nueva vida con su padre, que si quiere ir a la universidad. Yo la voy a ayudar a ir a la universidad, ya van a venir sus quince años y lo estamos planeando entre todos, con su papá nos llevamos bien. En navidad o su cumpleaños siempre le regalo algo a ella”, aseveró Vargas.

Finalmente, Eddie Vargas aprovechó el espacio en El Tiempo para enviar un mensaje a todos los padres de familia del Sur de Nevada ante la celebración del Día del Padre.

“Felicidades a todos los padres, es un orgullo ser papá, no importa lo que pase, siempre hay que salir adelante por los hijos. Mírenme a mí, así solo he salido adelante, tenemos que hacer todos los sacrificios por nuestros hijos”, concretó.

 

LO MÁS RECIENTE
Eventos

You May Like