Un recorrido por “Black Canyon River”

El Sur de Nevada tiene una oferta turística mucho más allá de Las Vegas y sus brillantes atractivos, como los juegos de azar y el entretenimiento de los casinos. Un buen ejemplo en la región es la presa Hoover, donde se juntan dos famosas atracciones como el lago Mead y el puente “Mike O’Callaghan-Pat Tillman”, ambos unidos por el río Colorado.

El río, la presa y el lago, son vitales para la vida en el valle de Las Vegas, en la región, y para gran parte de Arizona y California. Proveen agua, electricidad y una serie de atractivos turísticos de primer nivel.

Lo anterior se desprende luego de un recorrido por Black Canyon River, una parte del río Colorado, debajo del nivel de la presa Hoover, en el que participó este semanario.

El domingo 29 de abril el Festival de la Ciencia y la Tecnología de Las Vegas, en conjunto con la empresa Black Canyon River Adventures, ofrecieron a tres grupos de personas un recorrido en balsa. Se trata del paseo conocido como “Postcard”, con duración de una hora y media, incluyendo el recorrido por los caminos de acceso. Hay otro paseo con duración de 6.5 horas y más distancia recorrida en el río.

Beth Carden, de Black Canyon River Adventures, dio la bienvenida y una orientación antes del recorrido, esta ocasión partiendo desde el Centro de Visitantes “Alan Bible” de Lake Mead.

Black Canyon es un remanso del río, bajo el nivel de la presa, en su recorrido hacia el sur, desde donde se tienen vistas espectaculares de la cortina tipo arco de la presa Hoover, del puente “O’Callaghan-Tillman”, y del mismo río apresado entre las enormes paredes de roca, en las que anidan unas aves negras.

La vista es impactante, con el paisaje de las montañas de roca, carentes de vegetación, en diferentes tonos del desierto.

Una vez en el lugar, el recorrido es en una balsa inflable impulsada a motor. La guía mencionó puntos importantes, como que la presa Hoover es una de las maravillas de la ingeniería, con el lago Mead como el más grande del país creado por el hombre. El lago recibe un promedio de más de seis millones de visitantes al año.

El río nace en las montañas de Colorado; surte de agua a unos siete estados del suroeste del país. Con el sistema de la presa abastece a Arizona, California y el Sur de Nevada que así satisface en 90% sus necesidades de agua.

La presa también genera electricidad, y de esta manera el río, el lago, la presa y ahora también el puente juegan papeles vitales para la región.

El puente “O’Callaghan-Tillman” es en memoria de O’Callaghan, ex-gobernador de Nevada, y por Arizona Tillman, jugador de fútbol americano y ex-veterano fallecido en Afganistán. Acorta los tiempos del tránsito interestatal y ha sido merecedor de premios por su increíble obra de ingeniería moderna.

La guía explicó que “Black Canyon River, como toda la zona, tiene fuertes medidas de seguridad”. Dijo que “la parte visitada está vigilada por casi 350 cámaras, algunas bajo el agua, y el paso está muy limitado.”

Black Canyon River es una muestra de la amplia y diversa infraestructura de servicios públicos que sirve al Sur de Nevada y la región, pero también una magnífica oferta de turismo y recreación cercana a Las Vegas.

Add Event

You May Like