Alumnos de primaria venden frutas y verduras

El programa Green Our Planet, consiste en la creación de pequeños jardines para siembra, durante todo el ciclo escolar, lo poco que se va cosechando, se vende entre los padres de familia de los alumnos de cada escuela, y a los seis meses, los mejores productos, entre vegetales, frutos, hierbas y artesanías se comercializan en un mercado sobre ruedas.

Son 163 escuelas de nivel primaria y secundaria que tienen su pequeño huerto en Las Vegas, dos más en Reno, y una sola en Pahrump, convirtiendo a Nevada en el estado con un proyecto de esta índole más grande en todo el país, el jardín se vuelve sustentable con la propia venta de lo cosechado, además de incluir una clase de finanzas de cómo manejar un negocio.

Fueron más de 500 niños los que expusieron sus productos el viernes 12 de abril de 2019, el centro comercial Downtown Summerlin, prestó su espacio para los jóvenes emprendedores. Kiara Byrne, fundadora de Green Our Planet, dijo que “estamos en acuerdo con el Distrito Escolar del Condado Clark, por eso es tan grande nuestro proyecto”.

La organización Green Our Planet, realiza otro tipo de eventos para la recaudación de fondos y poder operar en las escuelas, para los 165 jardines en Nevada, se requirió de una inversión de $5 millones de dólares, que incluye los materiales, construcción, entrenamiento a los profesores para dirigir a los alumnos y por supuesto las primeras semillas.

La fundadora del programa, comentó que no solo es mantener el jardín vivo y produciendo, “damos clases de finanzas, para que los niños conozcan cómo se administra un negocio, ellos saben sus costos, la inversión a largo plazo anual para los mercados grandes, lo que deben ganar a la semana en los mercados escolares, e inclusive las ganancias”.

Son más de 200 mercados que se hacen semanalmente en las escuelas, como en la secundaria Mónaco, quienes participaron en el evento semestral, “cortamos nuestros vegetales y los trajimos para acá, es un proyecto muy serio desde el modelo del jardín hasta atender un pequeño puesto en un mercado como un negocio”, dijeron los integrantes del equipo de la escuela Mónaco.

La maestra Litzy Reyes, comentó lo importante del proyecto en la escuela Mónaco.

“Ya con los productos en mano, y con el negocio en marcha, hay chefs que dan clases de nutrición y preparación de alimentos, es increíble que uno mismo siembra un betabel, lo puedes vender y te enseñan recetas, de verdad que es todo el proceso, este betabel lo sacamos hoy mismo en la mañana y pesó 2 libras”, dijo una joven orgullosa de su vegetal.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
LO MÁS RECIENTE
Add Event

You May Like