103°F
weather icon Clear

Vinculan a abogado de Las Vegas con la muerte de una informante de drogas

Un abogado de Las Vegas se ha relacionado con el asesinato en abril de una informante policial, según muestran los registros.

William Gamage, de 51 años, se enfrenta a un cargo de albergar, ocultar o ayudar a un delincuente en relación con la muerte del 8 de abril de Bailey Kay Beck, de 30 años, según su informe de arresto.

Gamage, quien enfrenta cargos por robo en un caso separado, está acusado de ocultar el teléfono celular de la mujer en una unidad de almacenamiento y de negarse a entregarlo a los detectives de la policía de Las Vegas. Su informe de arresto no explica cómo obtuvo el teléfono.

Los registros judiciales muestran que a Gamage se le concedió la libertad bajo su propia responsabilidad en el caso que involucraba el homicidio, pero él permaneció bajo custodia el lunes en el Centro de Detención del Condado de Clark por los cargos de robo.

Gamage fue arrestado el 2 de julio, el mismo día en que se emitió una orden de arresto para su ex esposa, la abogada Amy Gamage, quien también es acusada en el caso de robo. Los dos son sospechosos de robar casi $180 mil de tres clientes en casos de lesiones personales, incluyendo $142 mil de un solo cliente, entre noviembre de 2015 y febrero de 2017.

Justo antes de que arrestaran a Gamage por los cargos de robo, los investigadores de homicidios registraron su unidad de almacenamiento. Allí, dentro de una bolsa, encontraron el teléfono móvil negro de Beck con una pantalla rajada, que la policía dijo que faltaba en la escena del crimen en la cuadra 7400 de South River Dove Court.

En una entrevista con los detectives después de la búsqueda, Gamage admitió tener el teléfono celular en su unidad de almacenamiento. Sin embargo, cuando le preguntaron por el teléfono un mes antes, Gamage le informó a la policía que no lo tenía.

Durante el curso de la investigación de homicidios, la policía supo que Christopher J. Weygant II y otros dos hombres “inyectaron a Bailey Beck con narcóticos en un intento de que revelara si estaba trabajando con la policía como informante confidencial”, muestran los documentos de la policía.

Beck se había inscrito para ser una informante confidencial de la policía después de que fue arrestada en marzo por cargos relacionados con drogas. Después de aceptar ser informante, Beck fue advertida en una fiesta a la que asistieron miembros de la pandilla callejera “USO” de que se pensaba que ella era una “chismosa” y le dijeron que su vida podría estar en peligro. Días después, se descubrió que sufría una lesión en la cabeza dentro de su garaje y luego murió en el Centro Médico del Hospital Spring Valley.

A la policía se le reportó que Weygant, un miembro de la pandilla USO, y otro hombre administraron las inyecciones, pero el otro hombre se retiró en el último minuto, describió el informe de arresto de Weygant. Él también había expresado su intención de matar a Beck poco antes del ataque, según el informe, y fue arrestado el 27 de junio por un cargo de asesinato.

Los compañeros de cuarto de Beck la vieron por última vez con vida la noche del 6 de abril, cuando estaba con cuatro hombres y una mujer en su casa, informó la policía. Weygant y al menos otro hombre estaban arriba con Beck cuando las compañeras de cuarto escucharon una conmoción proveniente de su dormitorio. Beck más tarde se arrastró por las escaleras, al otro lado del pasillo y en el garaje, donde fue encontrada.

El 3 de julio, las llamadas salientes de Gamage desde la cárcel fueron monitoreadas por detectives de homicidios. Mientras estaba hablando por teléfono con su madre, el informe detallaba: “Gamage le preguntó específicamente a su madre si la policía había recuperado un teléfono celular negro”.

Cuando su madre dijo que pensaba que la policía tomó un teléfono plegable azul durante el registro, Gamage dijo: “Ese no es el teléfono correcto”, decía el informe.

Los detectives en el informe señalaron que “creen que Gamage conoce la importancia del teléfono celular negro, ya que pensó que pertenecía a Bailey Beck y ha estado desaparecido desde su asesinato, lo que indica que puede haber material relevante para el asesinato en el teléfono celular”.

El informe no proporcionó otros detalles sobre el contenido del teléfono.

Está previsto que Gamage comparezca ante el tribunal el 8 de agosto por el cargo relacionado con el caso de asesinato, según muestran los registros judiciales.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.