46°F
weather icon Clear

Condenados a la desigualdad

La reforma educativa ha tenido un frenón a causa de la oposición de la CNTE y López Obrador, por lo que nuestros sueños de un país menos desigual tendrán que esperar.

Resulta irónico que los seguidores de AMLO y de la CNTE sean los que más hablan en contra de la desigualdad, y en los hechos son quienes la perpetúan.

La única manera de tener un país menos escalofriantemente desigual como es el nuestro, es mediante una mejor calidad de la educación para todos, a fin de emparejar el campo de la competencia por mejores sueldos.

Pero AMLO, la CNTE y sus aliados piensan que la desigualdad se resuelve a través del fracasado axioma de quitar a unos para dar a otros.

México es uno de los países más desiguales de la OCDE, y eso tiene su origen en la falta de equidad con que unos y otros entran al mercado de trabajo.

Un joven educado por los maestros de la Coordinadora, o egresado de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, no va a tener jamás las mismas oportunidades laborales que un alumno salido de una escuela privada.

Esa era y es la importancia de la reforma educativa: cargar los acentos en la fuente de nuestra desigualdad, que está en la educación.

Víctor Piz nos enseñaba en su columna del miércoles en estas páginas que de acuerdo con la más reciente medición de los ingresos de los hogares en el país, con todo y polémica, la diferencia de ingresos en las zonas rurales y las urbanas es de casi el doble en favor de las segundas.

Subrayaba Piz, apoyado en los datos oficiales, que los ingresos de los integrantes del decil más rico del país es de 19.8 veces más que el decil más pobre.

En efecto, los que tienen mejores sueldos –o ingresos– superan por 20 veces a los que tienen percepciones más bajas.

Y si nos vamos a los más pobres de las zonas rurales, la diferencia es aún mayor.

Nuestra desigualdad es una vergüenza, y es el caldo de cultivo de la violencia y buena parte de la criminalidad.

Los jóvenes que salen de una mala escuela y quieren tener acceso a buenos tenis, poder aspirar a un coche, invitar a una amiga al cine o a tomar una cerveza, se ven tentados a ingresar al narcotráfico o a otro tipo de delitos porque aspiran a una vida que para muchos de nosotros es normal.

El motor de la desigualdad en el país es la mala educación.

Por eso las naciones con menores brechas entre personas de altos y bajos ingresos son las que tienen mejores sistemas educativos.

Y aquí los que se oponen a mejorar la calidad de la educación son la CNTE, AMLO y compañía, que alimentan sus discursos con los temas de la pobreza y la desigualdad.

Lograron frenar aspectos esenciales de la reforma, y ahora son convocados a discutir un nuevo modelo educativo descafeinado y tenue contra lo que se tenía programado, cuando lo que saben hacer es quemar autobuses, frenar trenes y tomar carreteras en defensa de “la educación popular”.

Lastima a México que CNTE y AMLO quieran imponer su modelo de acotar la desigualdad –quitar a unos para dar a otros–, cuando ha fracasado en todo el mundo. Y que se opongan a mejorar la educación que es el único motor real para tener un país más justo.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
Futuras noticias: los demócratas lamentan haber eliminado al filibustero

WASHINGTON, D.C., 14 de mayo de 2026.- Los demócratas del Senado organizaron una huelga el jueves 13, en protesta por un proyecto de ley de revisión electoral republicano que exige la identificación de votantes en todo el país, limita la votación anticipada a los días de semana y otorga a los estados la autoridad para aprobar reglas aún más restrictivas.

“No miren arriba”: una película para ver con nuestros hijos

Enferma, en plena Navidad, dediqué tiempo a Netflix. La película “No miren arriba” atrajo mi atención, sobre todo por sus actores: un Leonardo di Capio con 30 libras más, y mi preferida, Meryl Streep. No es común actualmente ver algo que te haga pensar, y que aporte a una sociedad que anda más loca cada día.

¿Es una bancarrota la mejor opción?

Muchos me preguntan si una bancarrota es la mejor opción para su situación financiera. La respuesta varía dependiendo de las circunstancias de la persona y su familia. No hay una cifra o cantidad exacta de deuda para que una bancarrota sea la solución a sus problemas financieros.

Ni “torpes” ni “estúpidos”: no pongas etiquetas a tus hijos

Yugle Rivas es una de nuestras psicólogas infantiles en el show dranancy.com. A mí, personalmente, me encanta. Escogimos este tema porque aún hay gente, y sobre todo padres, que opinan todo lo contrario. Siguen pensando que “la letra con sangre, entra”.

Diez libras de más estas Navidades: ¡quiero perderlas!

El organismo trabaja incesantemente 365 días al año para mantenernos sanos. Todos hacemos esfuerzos para controlar el exceso de peso con dietas, ejercicios, etcétera. Pero, entonces llegan las Navidades, periodo en el cual bajamos la guardia y dejamos que penetren el azúcar, los carbohidratos de mala calidad y la grasa animal. ¿El resultado? Entre seis y 15 libras de más.

Los Reyes Magos junto a Santa Claus

Buscando un cuento sobre Navidad, cayó en mis manos un libro del profesor Juan Bosch, uno de los cuentistas más famosos del mundo y expresidente de República Dominicana. Era precioso, lo devoré en un día; pero, ¿quién se atrevería a darle a Bosch un libreto sobre su cuento?