60°F
weather icon Clear

El Peña Nieto que muchos quieren ver

Dicen que en política, a la gente, “si no le puedes dar dinero, al menos dale la mano”. Es lo que ha comenzado a hacer Enrique Peña Nieto en estos días, preludio de la época de las vacas flacas.

Este lunes en Veracruz, con motivo del mes de la Cruzada Contra el Hambre, se pudo ver al presidente como hace años no se le veía: cercano a la gente, gozoso de estar entre la multitud y… en campaña.

La situación económica internacional, con la caída de los precios del petróleo y la reducción del dinamismo de China e India, más los recortes presupuestales internos que a primera vista parecen exagerados, obliga al despliegue de un activismo presidencial como no se ha visto en estos dos años de gobierno.

Ése es el Peña Nieto que entusiasmó a millones desde que era gobernador del Estado de México, y no el presidente atado por un saco y una corbata en auditorios gélidos que hemos tenido en el primer tercio de su mandato.

“No se puede gobernar si no se siente el sudor”, dijo el presidente en San Andrés Tuxtla, luego de tardar media hora en llegar al templete entre abrazos y apretones de manos, selfies e intercambio de frases con la concurrencia.

¿Por qué Peña no ha sido así estos dos años y tres meses de su gestión?

Porque él mismo se impuso, equivocadamente, la disciplina de no entorpecer los acuerdos con la oposición, a través de este tipo de actos que pueden tipificarse como de campaña.

¿Y? ¿No es eso lo que necesita el país en tiempos de dificultades económicas? ¿Infundir ánimo y hacer visible la cercanía?

Peña Nieto ganó la elección presidencial a López Obrador por su facilidad para conectar con las multitudes.

Es falso que Peña ganó “por el apoyo de la tele”, y que era un “muñeco mediático”, como argumentan sus adversarios.

Si la televisión por sí sola hiciera presidentes, en 2000 habría ganado Labastida, y en 2006 habría ganado López Obrador por mayoría absoluta, quien tuvo a su disposición canales de TV todos los días para sus mensajes matutinos, en los que marcaba la agenda.

Esa es su gracia en política: su facilidad para conectar con la gente. ¿Por qué guardó en el cajón esa cualidad innata suya, y en su lugar apareció un acartonado personaje de la aristocracia mexiquense?

Se equivocó el presidente al no trabajar ese aspecto de su personalidad, que da músculo político y respaldo popular para la acción de gobierno.

Ahora, por lo visto, viene un afortunado “retorno a los orígenes”, a su esencia, que no es la de un catrín, sino de un político-político. Esa virtud se la habían cercenado.

Vamos a ver si el gabinete presidencial capta el mensaje de Peña Nieto en San Andrés Tuxtla, y se salen de la zona de confort en que se encuentran, pensando que todo va muy bien mientras ellos permanecen en sus cargos.

El mensaje es que tienen que “mojar la camiseta”. Y eso es precisamente lo que ha faltado en esta administración: transmitir seguridad y pasión por lo que están haciendo, estemos de acuerdo con ello o no.

Ahí está el fuerte de Peña Nieto. Y en San Andrés Tuxtla lo pudimos ver tal cual es.

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.
THE LATEST
La mujer y su techo de cristal

Hace tiempo leí sobre el techo de cristal que impide a las mujeres lograr sus sueños, desarrollarse como profesionales y ser “alguien” en el espacio laboral, además de mamá y esposa. Pero, esto lo entendí mejor, en carne propia, cuando pude ganar un sueldo mayor que el del presidente Obama, pero al que renuncié por ser íntegra y defender mi dignidad. Yo viví lo que los libros decían del famoso “techo de cristal” al que nos obliga la sociedad. Dicen que las reglas han cambiado, pero no es así.

Economía, protección y justicia penal

La Asamblea Legislativa de Nevada está inmersa en su sesión anual, pero el progreso ha sido lento en una serie de temas importantes. Con sólo un mes restante, los legisladores deben aprovechar la oportunidad para propiciar el impulso de la economía, la protección contra pandemias futuras y la reforma del sistema de justicia penal. Si lo hacen, la comunidad hispana de Nevada estará entre los más beneficiados.

El gobierno estadounidense necesita dos para bailar tango

El ex-senador de Nevada Harry Reid dijo la semana pasada algo inesperado, especialmente para un hombre que dirigió a los demócratas en el Senado durante 12 años.

Nadie se mete entre dos que están bien

Discutí sobre el engaño en la pareja con dos grandes amigos, Erick Cuesta y Orlando Segura, en mi programa de las redes dranancy.com. Ellos consideran que viven en un mundo no solo machista, ya que hay mujeres que son infieles y además son independientes. Orlando insiste: ¿qué hacemos después? ¿Limarse los cachos y seguir?

Mi marido se fue con otra

Según mi gran amigo, el Dr. Carlos Lugo, ido a destiempo por causa del maldito COVID-19 (días después de grabar el show “Dra. Nancy”), estas serían las posibles razones de que un marido se vaya con otra:

El poder económico de los migrantes en Nevada

Cada año, de febrero a abril, los adultos residentes en Estados Unidos deben presentar su declaración de impuestos. 2021 no es la excepción.

El error no forzado de Pickard puede ser un fracaso en 2022

Para un tipo que ganó su elección por solo 24 votos, el senador del estado de Nevada, Keith Pickard, siempre caminaba por la cuerda floja, y sin red que lo proteja de una estrepitosa caida.