76°F
weather icon Clear

Trump tiene razón en aplicar las leyes de inmigración

ActualizadoJune 24, 2019 - 5:20 pm

Si una persona insiste en violar la ley, el trabajo del gobierno es impedírselo. Eso no parece ser polémico, a menos que el tema sea la inmigración.

El lunes pasado, el presidente Donald Trump tuiteó que “el ICE comenzará el proceso de remover a los millones de extranjeros ilegales que ilícitamente han encontrado su camino hacia los Estados Unidos. Se les deportará tan rápido como entren”.

Durante la semana, se filtraron los detalles. El ICE planeaba arrestar y deportar hasta 2 mil familias de inmigrantes indocumentados a partir del domingo. Según informes de los medios de comunicación, el ICE estaba apuntando a 10 ciudades. Las Vegas no estaba en la lista.

ICE no seleccionó estas familias al azar. Todas son familias que han recibido órdenes finales de deportación de un juez y están tratando de evitar las consecuencias de su actividad ilegal.

En febrero, ICE les envió cartas por correo solicitando que se presentaran en una oficina de la agencia para marzo. Como era de esperar, no aparecieron.

Si un criminal condenado no se entrega, la policía va y lo arresta. Si los miembros de una familia de inmigrantes indocumentados, después de pasar el día en la corte, no se entregan, el ICE debe ir a detenerlos. ¿Cómo es eso controversial?

Sin embargo, los demócratas están tratando esto como si se tratara de un sorprendente error judicial.

“El trato de Donald Trump a aquellos que buscan una vida mejor en nuestro país es inhumano”, escribió la aspirante a la candidatura presidencial demócrata Elizabeth Warren. “No se equivoquen: en un gobierno de Warren, defenderemos y protegeremos a los inmigrantes y sus familias”.

Este es prácticamente un llamado abierto a favor de fronteras abiertas. Ella está insinuando que va a “proteger” a los inmigrantes indocumentados de órdenes legales de deportación.

“El presidente Trump que amenaza con la deportación masiva de inmigrantes es cruel y antiestadounidense”, escribió el aspirante demócrata a la presidencia Joe Biden. “Podemos arreglar nuestro sistema de inmigración roto y hacer cumplir nuestras leyes sin dejar de lado nuestros valores”.

Note que Biden no se molesta en explicar cómo aplicaría las leyes de manera diferente. El ICE ya les ha pedido a estas familias que se vayan después de que un juez dictaminó que deberían ser deportados. Ellos se negaron. ¿Qué sugiere él, comenzar la siguiente carta con “muy encarecidamente con una cereza encima”?

Deportar a inmigrantes indocumentados no siempre fue controversial. Piense en 2009, cuando Joe Biden se desempeñó como vicepresidente de Barack Obama. Durante el primer mandato de Obama, el ICE deportó a más de 1.5 millones de extranjeros indocumentados. Trump está debajo de esa tasa de Obama. ICE ha deportado a más de 750,000 inmigrantes indocumentados durante los dos años y medio de Trump en el cargo.

El año pasado, The New Yorker tituló un artículo “El ICE de Donald Trump está destrozando a las familias”. ¿Alguien recuerda titulares similares para Obama, quien fue aún más agresivo con las deportaciones?

Usted ve el mismo sesgo cuando se trata de centros de detención. “La administración de Trump enviará a los niños migrantes a la base del Ejército que una vez se usó como un campo de internamiento japonés”, decía un titular de The Hill.

Es cierto que Fort Sill fue utilizado una vez como un campo de internamiento japonés. También era cierto en 2014 cuando Obama trasladó a 1,800 inmigrantes indocumentados, incluidos niños, allí. Los medios de comunicación no mencionaron ese ángulo.

Es fácil simpatizar con una familia que quiere venir a Estados Unidos para tener una vida mejor. Este país sigue siendo una tierra de libertad y oportunidad. Pero una de las cosas que hace grande a Estados Unidos es el estado de derecho.

Si los miembros de una familia vienen aquí ilegalmente, deben ser deportados. Trump tiene razón en instruir a ICE para que haga cumplir la ley.

 

 

Don't miss the big stories. Like us on Facebook.